Hoy, hace 66 años, nació Freddie Mercury y la música no volvió a ser igual.


Hoy, hace 66 años nació Freddie Mercury, y la música no volvió a ser igual.


POR Staff Rolling Stone México  



Hoy, hace 66 años nació Freddie Mercury, y la música no volvió a ser igual.

Por Romina Pons (@rominapons)


Un día como hoy, pero hace 66 años, nació Farrokh Bomi Bulsara, mejor conocido como Freddie Mercury, líder de la legendaria banda Queen. Una persona extravagante, original y siempre honesta consigo misma. Es considerado por muchos críticos como el mejor cantante de rock de la historia, y a 21 años de su muerte, sigue siendo recordado como una de las figuras más importantes de la historia de la música. Nació el 5 de septiembre de 1946 en la isla de Zanzibar, que formaba parte de la India Británica. Tenía ascendencia persa y su familia fue obligada a abandonar su país por problemas políticos.

Durante su adolescencia aprendió a tocar el piano, su gusto por la música lo llevó a formar su primera banda llamada The Hectis. Su acercamiento con el rock se dio en Inglaterra, donde conoció a Jimi Hendrix, quien se convirtió en su máxima influencia. Los sonidos de la guitarra de Jimmy Page fueron otras de sus grandes inspiraciones. Antes de Queen formó varias bandas como Ibex, Wreckag y Sour Milk Sea, sin que ninguna tuviera mucho éxito.

En abril de 1970 convenció a Roger Taylor y a Brian May de formar una banda que siguiera las influencias de Led Zeppelin y Hendrix, pero haciendo hincapié en la aportación melódica. Es así como nace Queen, y en esa misma época, decide cambiar su apellido a Mercury, haciendo alusión al Dios griego de la elocuencia.

En 1973 sale a la luz el primer disco homónimo de la banda. A partir de este momento, Mercury será eternamente identificado por su voz. Algunos expertos en ópera afirmaban que cantaba en rango de tenor, aunque Freddie nunca estudió canto. Era también un talentoso diseñador, ya que él realizó el logotipo de la banda, que incluye los signos zodiacales de los miembros alrededor de una “Q” y un Ave Fénix.

Queen se volvió inmediatamente un monstruo a nivel mundial, a su disco debut le siguió Queen II y Sheer Heart Attack, pero fue “Bohemian Rhapsody” del disco A Night at the Opera la canción que consolidó el éxito y talento sin precedentes tanto de Mercury como de el resto de la banda. En 1976 sacaron A Day at the Races, seguido por News of the World, Jazz y Live Killers. Llevó su música más allá volviendo de cada actuación en vivo un auténtico performance: uñas pintadas de negro, delineador, ropa excéntrica y una interpretación teatral que volvía de cada concierto un acontecimiento vivencial único para el espectador.

Para finales de los 70s, Freddie era uno de los frontmen más polémicos de la época: su imagen de Glam Rock se transformó al cortarse el pelo, dejarse el bigote y vestirse en cuero. Además de su talento, Freddie Mercury lograba crear una mística conexión con el público, quienes se sentían partícipes del evento. Un claro ejemplo es su presentación en el Live Aid de 1985, donde cerca de 72,000 personas cantaban en una sola voz. Las canciones creadas por Queen han trascendido los límites del tiempo logrando que jóvenes y no tan jóvenes de todas las épocas se identifiquen. Además de “Bohemian Rhapsody”, temas como “Killer Queen”, “Somebody to Love”, “We Are the Champions”, “Bicycle Race”, “Don´t Stop Me Now”, “Crazy Little Thing Called Love”, “Play The Game”, “Under Pressure”, “We Will Rock You” y “Another One Bites the Dust” se han convertido en clásicos. Incluso aparecen en la compilación de “Los 500 Mejores Discos de Todos los Tiempos” de Rolling Stone.

En los años 70s sostuvo una relación con Mary Austin, quien luego se convirtiera en su mejor amiga. Para ese entonces comenzaron los rumores acerca de su orientación sexual y en 1985 se confirmaron cuando inició su relación con Jimm Hutton. Mercury fue diagnosticado con SIDA en 1987, pero fue hasta 1991 que hizo una declaración pública.

A los pocos días de anunciarlo, el 24 de noviembre de 1991, perdió la vida debido a una bronconeumonía, derivada del VIH. Su funeral fue dirigido por un sacerdote zoroástrico y fue incinerado. Se dice que sus cenizas fueron esparcidas a lo largo del Lago Lemán en Suiza, así como a los pies de un roble en el jardín de lo que fuera su residencia en Garden Lodge, Kensington.

El legado de Freddie Mercury va más allá de su música, su interpretación y su voz. Es un símbolo de libertad, un estandarte de las minorías y una gran influencia en la música actual.



comments powered by Disqus