La Otra Cartelera – 58 Muestra de la Cineteca Nacional


Algunas recomendaciones para el arranque y primeras semanas de la edición 58 de la Muestra Internacional de Cine de la Cineteca Nacional.


POR Staff Rolling Stone México  



Algunas recomendaciones para el arranque y primeras semanas de la edición 58 de la Muestra Internacional de Cine de la Cineteca Nacional.

Por Arturo Aguilar

Cita obligada y referencia básica de la cinefilia chilanga y nacional desde hace ya varias décadas, en estos días arrancó en Cineteca Nacional la 58 Muestra Internacional de Cine. Misma que iniciará su recorrido por salas comerciales de la capital del país este 3 de abril, para después continuar durante los siguientes meses por 24 sedes distintas en todo el país.

Aquí una selección de filmes de esta primera etapa de la Muestra, y lo que pueden esperar de ellos.

El Capital Humano
94728328-b02b-4fdd-b45c-0230ce0a0aae

El precio que hay que pagar por ese deseo moderno de riqueza, de dinero, de tener más y más, o de tenerlo todo. El deseo y la obsesión humana por lo material, y también por lo emocional, por querer salirse siempre con la suya, en cualquier ámbito.

Sin embargo, en estos complicados tiempos, las cosas rara vez salen como la gente lo desea, y la fría crueldad de la vida moderna suele poner las cosas en perspectiva cuando aceptamos que vivimos una época donde el abuso, el egoísmo o el cinismo (piensen en los escándalos políticos y empresariales de todo el mundo de los últimos años, y por ahí va la fotografía amplia de reflexión de esta cinta) han demostrado ser la moneda de cambio mejor valuada.

Las historias de varios personajes en un par de familias, se irán revelando desde distintas las perspectivas de varios de ellos, lo que permite lecturas diferentes y reflexiones interesantes de la misma situación.

Cautiva
c6ada611-9dc5-45fe-abcf-0d6acc5f219d

A través de su filmografía, el director canadiense Atom Egoyan ha mostrado un constante interés por los retratos y observaciones profundas de lo que enfrenta y asimila el ser humano en diferentes circunstancias o a través de distintas experiencias. Sus películas suelen estar caracterizadas por estos complejos personajes. Baste mencionar filmes como Ararat, Felicia’s Journey, Exotica o, por supuesto, Dulce Porvenir.

Sin embargo, algo de esto falta en Cautiva, triller sobre el caso de desaparición-rapto de una niña y su investigación, donde comenzamos en los terrenos de la historia donde el padre se convierte en los primeros minutos en posible sospechoso, para después estar en los terrenos del relato sobre círculos de trata de mujeres y niñas, el síndrome de Estocolmo, las estrategias de los ‘malos’ por no ser capturados y hasta la guerra cibernética actual para atrapar a estos pederastas.

A este collage de intentos de reflexiones, en los que ni los temas que se tocan en diferentes puntos, ni las personalidades de los personajes, reciben un tratamiento particularmente profundo, hay que sumarle una narración que va y vuelve en el tiempo entre el presente y varios pasados, momentos distintos de la investigación o del rapto y los días o meses o años posteriores.

Por supuesto hay ideas y momentos interesantes en el filme, pero también es innegable que esta vez, a Egoyan se le va el control de a dónde quiere dirigir precisamente la película, en ese deseo por mostrar y hablar de tantas cosas, y ver las reacciones y evoluciones de diversos personajes.

El Pequeño Quinquin
cine58_Enfilme_9c903_675_489

Después de tres filmes de enorme reconocimiento mundial en los últimos 5 años, Hadewijch, Hors Satan y Camille Claudel 1915, Bruno Dumont, explora los terrenos de la narración episódica a través de esta miniserie de 4 partes, convertida ahora en largometraje de 300 minutos.

Pero no solo es la duración o el formato en lo que Dumont se anima a experimentar, sino también en el cambio hacia un tono mucho más lúdico y de comedia en su cine, a través de la historia de la investigación tras el descubrimiento de partes de un cuerpo humano adentro de una vaca.

Un torpe detective de la policía se encargara del caso, mientras trata de lidiar con el bastante problemático Quinquin, un niño del pueblo (estamos en el norte de Francia),  y su pandilla de amiguitos.

Una de las características de esta propuesta de Dumont es que es imposible tener la certeza de hacia dónde se dirige la historia, para bien o para mal, y que en este ejercicio, la serie tiene la posibilidad de explorar lugares y situaciones tan bizarras como hilarantes, que quizás a algunos, los haga recordar momentos de Twin Peaks o de True Detective. Ojo, son solo momentos. La miniserie de Dumont, finalmente, no atrapa tanto como las dos series mencionadas. No que esto signifique que no vale la pena verla, simplemente que no está en ese nivel de complejidad, profundidad a observar y descifrar. Solo un par de escalones abajo.

Pueden revisar el calendario y la programación completa en http://www.cinetecanacional.net/micrositios/muestra58/index.php

CINEMINUTO – 58 Muestra Internacional de Cine

BANNER APP 143




comments powered by Disqus