La otra cartelera, por Arturo Aguilar


La otra cartelera por Arturo Aguilar: Las recomendaciones de esta semana “Así se siente el amor”, “Alamar” y “Aún sigo aquí”


POR Staff Rolling Stone México  



La otra cartelera por Arturo Aguilar: Las recomendaciones de esta semana "Así se siente el amor", "Alamar" y "Aún sigo aquí"

beginnersmarquesina

Beginners (Así se siente el amor)

Estrena: 26 de agosto

Fábula optimista y divertida sobre la inexperiencia en el amor, los errores y los sacrificios cometidos en su nombre, pero sobre todo sobre ese proceso que lleva a la madurez emocional-sentimental. Retrato cadenciosos y reflexivo de una parte de ese camino en el que todos invariablemente hemos sido o somos principiantes y de las experiencias que nos fabricamos o encontramos para dejar de serlos.

Oliver (Ewan McGregor) conoce a la impredecible Anna (Melanie Laurent) un par de meses después del fallecimiento de su padre, Hal (Christopher Plummer).
Unos años antes, tras fallecer la madre de Oliver, Hal sale del closet y admite haber sido homosexual toda su vida. Los años que le quedan de vida los abraza con un entusiasmo y una pasión emocional contagiosa, como la de un niño que tras estar encerrado en su cuarto se le deja salir a jugar al patio.

Hal hace sencillo entender que para él no había otra opción más que vivir intensamente y sin prejuicios o miedos el resto de su vida. Y es en ese contexto donde se crea la posibilidad para que Oliver aprenda algo a través de su padre mientras sortea sus propios dilemas y dudas emocionales de la mano de la excéntrica Anna.

Historia de enseñanza y acercamiento entre padre e hijo, también una historia sobre las locuras que nos provoca el amor, las incertidumbres, el humor y las confusiones, los terrenos compartidos que todos hemos experimentado eventualmente, los miedos y lo que se puede hacer para superarlos, sobre las posibilidades de reinvención de nuestras propias vidas e historias, sobre el no rendirse, sobre el saber empezar de nuevo.

Alejada de grandilocuentes y edulcoradas historias de amor o comedias románticas de fórmula, ‘Así se siente el amor’ resulta una mirada íntima a estos procesos de autodescubrimiento y apertura a través de la confrontación de perspectivas hacia la vida desde los diversos ángulos que va ofreciendo la edad y nuestros estados de madurez emocional.

Se trata de un ejercicio sobre cómo se ven las cosas a la distancia, e incorpora a la narrativa de la película estos momentos de pausa y estos viajes al pasado cercano y lejano del protagonista. De cómo observábamos entonces y ahora las cosas en nuestras vidas.

A la vez ligera y sencilla, ‘Así se siente el amor’ logra ser un filme en donde es posible encontrar a un perro parlante que funciona dentro de la trama sin que la historia se convierta en un absurdo ni en una comedia ridícula. Sino todo lo contrario: Un honesto espejo de algunas de nuestras tribulaciones sentimentales.

ESPACIO

alamarmarquesina

Alamar

Estrena: 26 de agosto

Antes de su inevitable separación, Jorge, un joven de origen maya y Natan, su hijo de madre italiana, pasan unas semanas juntos en Banco Chinchorro en Quintana Roo (donde Jorge vive), en lo que podría ser un singular ritual de encuentro con el mar como fondo de divertidas y emotivas escenas, momentos de profunda conexión padre-hijo y reflexiones sobre el mar, la vida, el respeto a otras vidas, sobre la naturaleza, la filosofía y el hombre.

Alamar, película del mexicano Pedro González-Rubio, no parte de la premisa de una historia con principio o final determinado, sino como un momento encapsulado en cine. Este es un ensayo de diversas intenciones artísticas que se permite jugar con las definiciones del cine mismo para encontrar esos momentos de reflexión o de inspiración.

La cinta Alamar no es una ficción en el estricto sentido del término. Tampoco es un documental. Se trata de una historia inspirada en la vida y en personajes reales, una recreación que se desenvuelve frente a la cámara sin un guión previo que marque la escena, los diálogos o los movimientos. Simplemente ideas y sentimientos que ‘se ponen sobre la mesa’ y se le deja crecer y desarrollar frente a la cámara y que así quedan grabadas.

Alamar, como reflejo del retrato naturalista que es, deja que las cosas vayan fluyendo, que encuentren su lugar y su manera de contarse. Una película enormemente introspectiva, reflexiva y contemplativa que demanda un espectador atento, empático, abierto y atento.

Esta es una película que por igual nos habla de la naturaleza, la filosofía, los principios y los valores mucho más allá de su limitado uso en contextos políticos, mediáticos o empresariales, sino con un profundo ánimo humanístico y naturalista.

La manufactura y la narrativa del filme reflejan ese ánimo sencillo, natural, directo, personal e íntimo que González-Rubio buscaba recrear para poder filmar.

Los ingredientes puestos para dejar que las situaciones se desarrollen naturalmente frente a la cámara, con paciencia y con una clara idea de a dónde quiere llevar las reflexiones de su película.

ESPACIO

imstillheremarquesina

I’m still here (Aún sigo aquí)

Estrena: 2 septiembre

Muchos recuerdan la polémica desatada por Joaquin Phoenix cuando en una serie de entrevistas y apariciones (entre ellas una con David Letterman) se le vio descuidado, con larga barba y una actitud de hartazgo hacia la vida que muchos asumieron como la caída final hacia el lado oscuro de uno de los actores más interesantes de su generación, pero también, de un hombre cuya vida en el centro de la atención hollywoodense lo ha marcado de por vida (basta recordar el torbellino mediático que significó que Joaquin vió morir a su hermano River de una sobredosis en 1993).

La falsa persecución de Phoenix de una carrera en la escena del hip-hop pudo ser más convincente si no fuera por los limitadísimos talentos musicales de este actor en ese ‘género’. Sin embargo, el extraño experimento en el que él y Casey Aflleck (su cuñado y director del documental) se adentraron nos ofrece un filme con varios posibles niveles de lectura.

Por una parte, se trata de un retrato crudo y directo de las obsesiones sociales por la vida de las celebridades y el absurdo al que puede llegar esto. En qué momento las locuras y excentricidades de alguien como Joaquin Phoenix pueden seguir siendo información de interés y centro temático de canales de televisión y prensa del espectáculo. A lo largo de la cinta, el dedo inquisidor que señala al loco Phoenix pronto gira hacia los propios medios que caen en la vorágine de la condena, la burla y la crítica superficial.

Por otra parte, se trata de la historia de un actor sobresaliente con una vida particularmente complicada por su cercana relación con la fama y los reflectores. Sobre un hombre sensible y profundamente consternado por lo que lo ha rodeado, lo que ha tenido que vivir y lo que la gente demanda y espera de él.

Se trata de un filme que invita a una reflexión mediática y humana posterior, más allá de los fuegos artificiales que son la larga barba y las canciones de hip hop de Phoenix, en el fondo de ‘Aún sigo aquí’ hay un retrato valiente e interesante de nuestros días, de una figura pública y de nuestra sociedad. Si se le sabe ver, esto es mucho más que un chiste de personificación, como sucedió con Borat. Detrás de esos aparentes payasos, hay un retrato profundo de nuestro mundo. Eso no es poca cosa.

ESPACIO

istockphoto_5590629-hand-cursor Sigue a Arturo Aguilar en Twitter: @aguilararturo



comments powered by Disqus