Sí dígame, ¿por quién vota?


Sí, dígame, ¿por quién vota?: Estamos próximos a encarar nuevamente un proceso electoral presidencial y los desagradables recuerdos de la anterior todavía resuenan en nuestra mente.


POR Staff Rolling Stone México  



Sí, dígame, ¿por quién vota?: Estamos próximos a encarar nuevamente un proceso electoral presidencial y los desagradables recuerdos de la anterior todavía resuenan en nuestra mente.

Por @benjaminsalcedo

Revista_Opcion_3_voto_x_voto_alcaldiaMe encantaba cuando decían eso en la radio, pero ahora se los pregunto a quienes lean este blog. Sin tanta emoción y aún menos expectativas.

Estamos próximos a encarar nuevamente un proceso electoral presidencial y los desagradables recuerdos de la anterior, la de 2006, todavía resuenan en nuestra mente. ¡Cómo olvidar el cierre de Reforma, los conteos “Voto x voto y casilla x casilla”, el alegato del fraude, el supuesto espurio, el disque legítimo y tantas otras circunstancias que nos siguen afectando un lustro después!

La situación es más compleja que un examen de física cuántica en primero de primaria. Las opciones no son precisamente las más deseables y para variar votaremos por eliminación, por el menos malo a nuestro juicio.

Rolling Stone MéxicoLa opción verde o tricolor tiene un prospecto que ya se siente ganador, ya da línea a los legisladores y se siente muy confiado. Cuidado, así estaba AMLO hace seis años, recuerdan las calcomanías de “Sonríe, vamos a ganar”. El otro candidato de esta opción, Manlio Fabio, ha demostrado ser uno de los más propositivos y creativos en materia legislativa, pero se ve muy difícil que sea el elegido. Para ejemplificar la opción es más que ilustrativa esa campaña –de una librería– que parodia: “¿Vas a votar por el PRI en el 2012? Tenemos libros de historia”, simplemente genial. Como dice el dicho: “Quien no conoce su historia, está condenado a repetirla”; sobran las palabras, pero hay muchos jóvenes que vivirán por primera vez la experiencia del voto y tienen que estar informados de la historia de nuestro país con esa opción.

Por el lado azul la cosa no es mejor. Tenemos un ex secretario que pensaba que con seis mil pesos se podía vivir, y cada que abría la boca, como bombero, se quemaba o la regaba. Sus números son más pobres que los del América en este torneo. Creel no se resigna y hace su lucha en la medida de las posibilidades, mientras que “Doña Pina” (como le dice el presidente) avanza y se posiciona, pero tengo mis dudas si nuestro país machista y retrogrado (en esta materia) está preparado para aceptar a una mujer en el poder. La decepción que causó en el electorado, el triste y perdido periodo de Fox (tal vez la esperanza más grande que ha tenido este país en muchos años) y lo controvertido del actual gobierno, no le ayuda en lo más mínimo a ninguna de sus opciones.

Rolling Stone MéxicoY por el lado amarillo, pues tampoco hay mucha tela de donde cortar. “El Mesías” tabasqueño ha cambiado su discurso y ahora está a favor de las empresas, ya se reúne con los americanos y trata desesperadamente de mostrar otra cara. ¿Le creen? ¿Puede alguien cambiar tan radicalmente en tan poco tiempo? Yo tampoco. Y el “jeque” de gobierno tendrá que vencer primero a los enemigos en casa antes de enfrentarse al resto de las opciones. Nada fácil, ya sabemos que la tribus amarillas no se caracterizan por su criterio amplio ni sentido común, por el contrario, se aferran a algo y no hay quien los saque de su idea. Por mucho que deseé evidenciar su opción de izquierda racional, propositiva y negociadora.

Estas son la opciones hoy en día, a menos que aparezca ese ciudadano ejemplar que encabece una propuesta original y diferente en la cual encuentren cabida millones de indecisos y a la que se sumen aquellos que no ven luz en sus respectivas opciones partidistas, la respuesta a mi pregunta inicial es un silencio sepulcral. Lamentablemente.



comments powered by Disqus