La nota que nunca pensé escribir


–¡Pásale tú primero! –me grita uno de los ciclistas mientras detiene el tránsito que fluye sobre Ángel Urraza. Somos más de 15 bicicletas las que nos dirigimos al Hospital 20 de noviembre con una carga de pañales y equipo médico en nuestras mochilas.


POR Staff Rolling Stone México  



Foso: José Manuel Bahamonde

Por José Manuel Bahamonde

Hoy me tocó dejar la cámara, agarrar los guantes, el casco, la mochila y mi bicicleta. Los centros de acopio en la ciudad se encuentran saturados y el problema es hacer llegar esos víveres a donde se necesitan.

La impotencia de no poder hacer nada, ante la mala organización que se tiene en algunos centros de acopio, nos obligó a dejar nuestro grupo original y organizar un equipo independiente para ayudar a transportar víveres de un lugar a otro.

Después de inflar las llantas y visitar el primer lugar que nos sugerían, en donde no se encontraba ningún daño, nos dirigimos a la calle Gabriel Mancera. Organizándonos en grupos de entre cuatro y 15 personas cargamos las mochilas de desayunos ya armados.

Metro Portales. Nuestro primer destino como mensajeros. Se encuentra a 3.8 km de donde cargamos las mochilas. Llegamos y nos encontramos con un mundo de víveres. Nuestro viaje fue en vano, una falsa noticia provocó que nos enviaran a este lugar saturado de bienes. Repartimos las bolsas. Cargamos equipo médico y partimos a Gabriel Mancera. Esta vez en contra flujo. Casi nos atropellan. Tal vez una decisión imprudente, aunque con la adrenalina fue la adecuada.



comments powered by Disqus