El humor de la gastronomía


Seth Rogen es el creativo productor detrás de ‘La fiesta de las salchichas’, una cinta no apta para niños.


POR Óscar Uriel  



Carl (Jonah Hill, 2nd), Barry (Michael Cera, 3d) and Frank (Seth Rogen, rt) in Columbia Pictures' SAUSAGE PARTY.
Carl (Jonah Hill, 2nd), Barry (Michael Cera, 3d) and Frank (Seth Rogen, rt) in Columbia Pictures' SAUSAGE PARTY.

Definitivamente la metáfora es desafiante. Unas salchichas incómodas en un supermercado de Norteamérica. No se trata del nuevo fenómeno en el renglón de animación infantil, nada más lejano a eso. La fiesta de las salchichas es una película exclusivamente para adultos en donde un diverso grupo de alimentos obscenos y procaces esperan animosamente la hora en que saldrán del mercado, pues el ‘paraíso’ les aguarda, cuando en realidad terminan por ser cocinados. Estos comestibles están a punto de averiguar su cruda realidad.

949846 - SAUSAGE PARTY

“Constantemente nos hacen la observación: ‘Seguro eres de los que se recuesta sobre un sofá y las ideas emergen de forma inesperada’. Debo confesarte que La fiesta de las salchichas sí se originó de esa forma. No todas las concepciones han nacido de esa manera, pero esta definitivamente ésta sí. Entre nosotros teníamos ese juego de que cada ocasión que nos preguntaran cuál sería nuestro próximo proyecto contestaríamos que una película que se titulaba La fiesta de las salchichas, puesto que sería el nombre ideal de una cinta donde bien podríamos estar laborando. Un día Jonah Hill dijo: ‘¿Qué tal si contamos una historia donde los personajes protagónicos literalmente fueran unas salchichas?’. Y de esta forma surge esta producción animada”, dice el productor Evan Goldberg, compañero creativo de Seth Rogen, con quien ha producido uno de los títulos cinematográficos más hilarantes e irreverentes que encontraremos en la cartelera por mucho tiempo: Una cinta animada para adultos cuyo lenguaje y contenido pudiera desconcertar a los miembros de la asociación que clasifica las cintas para exhibición.

949846 - SAUSAGE PARTY

“La idea era producir una película que incluso el contar su anécdota frente a tus amigos, te avergonzara. Es sobre el viaje de una salchicha que trata de convencer a todo el grupo de alimentos de una tienda de que la realidad de sus respectivas existencias es completamente otra. De que no hay un nirvana afuera del establecimiento, sino todo lo contrario: Los alimentos terminan por ser cocinados de la manera mas despiadada para deleite del hombre”, confiesa Seth Rogen, quien invirtió 10 años en preparar esta cinta. “Un tercio de mi vida dedicado a hacer una película sobre salchichas que hablan”, bromea Rogen durante la entrevista celebrada meses antes de que la cinta se convirtiera en todo un éxito en taquilla.

“Es claro que no se trata de una cinta para niños, por lo que nos ha sorprendido la manera en que ha agradado a la gente. Jamás pensamos que una historia de salchichas parlanchinas pudiera resultar tan fascinante para el público. Es un trabajo que surge de nuestra admiración, por lo que ha hecho Pixar a lo largo de los años; pero también es un relato que está repleto de ideas profundas sobre cómo nos relacionamos en sociedad, lo cual resulta hilarante si consideramos que los personajes son falos que hablan todo el tiempo”, añade Rogen.

949846 - SAUSAGE PARTY

“Hemos invertido mucho tiempo y esfuerzo en La fiesta de las salchichas, además de que estoy seguro que el público siempre se ha sentido fascinado por la ‘vida secreta’ de las cosas que lo rodea, por lo que al final creo que se trata de una película auténtica que aborda asuntos como la diversidad religiosa y étnica de una forma inusitada”, manifiesta el actor, quien también confesó que al principio la asociación que cataloga las cintas para su exhibición le otorgó un NC-17, sin embargo, accedieron a reducirla a una R una vez que se hicieron unos cambios ligeros.

Para su versión original en inglés, Rogen concentró a un grupo de amigos para que prestaran su voces a los coloridos personajes: James Franco, Kristen Wiig, Edward Norton, Michael Cera y Salma Hayek, por mencionar sólo algunos.

“La voz de Salma es la de una sensual taco. Es gracioso porque Salma insistía que la forma física del taco era la percepción norteamericana que se tiene del mismo, que en México es completamente diferente. Al principio Salma tenía un tanto de decoro al decir sus parlamentos, pero una vez que se sintió en confianza, incluso se sorprendió de la cantidad de vulgaridades que pueden salir de su boca”, concluye el actor.

BANNER 2



comments powered by Disqus