La Otra Cartelera – ‘La Gran Apuesta’ + ‘Joy’ + ‘La Verdad Oculta’


Brad Pitt, Ryan Gosling, Christian Bale, Jennifer Lawrence, Bradley Cooper y Will Smith llegan a la cartelera repartidos en tres diferentes películas de las que te decimos qué esperar.


POR Arturo Aguilar  



La Gran Apuesta (The Big Short)
Lo más interesante de esta reflexión fílmica sobre la quiebra del sector inmobiliario en los Estados Unidos y la posterior crisis económica mundial acontecidas entre 2007 y 2008 es su uso del recurso de romper la ficción y hablarle directamente al público para explicar ciertos puntos, ciertos conceptos, en medio de su trama.
Resulta atinado porque es obvio que la cinta, con todo y su muy respetable elenco (Brad Pitt, Ryan Gosling, Christian Bale, Steve Carrel y hasta Selena Gomez), busca conectar con una audiencia juvenil que podría encontrar aburrida la explicación detallada de un problema financiero y económico, pero a quienes quieren mostrar una fotografía más amplia del fenómeno de avaricia de los bancos y los fondos de inversión que llevaron a la quiebra al sistema inmobiliario hace unos pocos años, y que fuera el punto de inicio de una severa recesión económica global.
Este filme no busca entrar en diversos y sutiles ángulos alrededor de estos momentos en que el sistema es expuesto en su lado más oscuro, como lo hacen filmes como Margin Call (también recurriendo a un reparto coral), pero como una aproximación más amplia y genérica de este tipo de fenómenos resulta un vehículo fílmico entretenido e interesante. Aunque al final se sienta que con todo y su moraleja y lo que nos muestra de cómo se desarrolló la debacle, hay más forma que fondo.

Joy: el nombre del éxito
Esta es la historia de la inventora del trapeador maravilla que revolucionara las ventas por televisión en la década de los 90. Por un lado, una historia típica aspiracional sobre el sueño americano del éxito a partir del esfuerzo y la creatividad personal contra todos los desafíos, también un caso real, y por otro, un perfil femenino bastante interesante que concibió modelos y estrategias de ventas y mercadotecnia tan novedosos como los productos para el hogar que la hicieron millonaria y un rostro habitual de estos canales de ventas. Y si le digo que jennifer Lawrence interpreta a la sufrida pero chambeadota y muy creativa mujer que logró todo lo antes descrito, suena a que algo bueno podría resultar.
Pero detrás de este filme está David O. Russel, quien al parecer ya no sabe trabajar sin Lawrence y Cooper, y al ser un consentido de estos, le dan buenos proyectos que no sabe ejecutar (como su mirada a la vida criminal en el sueño americano que fue Escándalo Americano- parece buena, pero a detalle no lo es tanto). Lo cual resulta muy afortunado para él, porque se trata sin duda de dos de los más destacados jóvenes talentos de Hollywood con un interesante futuro. Y porque sin ellos, su nueva película resulta tan poco atractiva, tan anodina y sosa, tan falta del espíritu inventivo y laborioso que busca homenajear, que es hasta doloros ver a un buen reparto haciendo lo que pueden con ideas y secuencias que no conectan o profundizan realmente en la historia y en la personalidad de la protagonista sino que son meras postales de lo que va pasando. Literalmente como si viéramos los adelantos de un trabajo en desarrollo, aún sin los detalles que en el cine hacen toda la diferencia.
Con esta película se siente que te quedan a deber algo, que la idea podía compartir o proyectar más, que los personajes y sus experiencias merecían un retrato menos burdo y simplista. Pero eso era mucho pedirle a Russel.

BANNER APP 152




comments powered by Disqus