La Otra Cartelera – ‘Macbeth’ + ‘600 Millas’


Esta semana les recomendamos una visualmente atractiva adaptación del clásico de Shakespeare, ‘Macbeth’; y ‘600 Millas’, película mexicana que tras recibir triunfar en festivales, finalmente llega a la cartelera.


POR Arturo Aguilar  



Macbeth
Cada determinado tiempo, algún cineasta toma el reto de adaptar para la pantalla grande alguna obra de William Shakespeare.
Imposible no pensar en Kenneth Brannagh como uno de los referentes recientes más prolíficos y llamativos, o en Baz Luhrman y su versión moderna y de playa de Romeo y Julieta. O no pensar en las versiones de Macbeth realizadas por Orson Welles o Roman Polanski.

Propuesta naturalmente enfocada para un público interesado en estos clásicos literarios adaptados, en puestas en escena con una presencia actoral destacada y en el reto de seguir los nunca tan sencillos diálogos cuando el filme usa, como en este caso, el texto original de Shakespeare, cuyo tono y ritmo, su natural métrica e intensidad, es sin duda una característica mayor en este tipo de películas.

En el filme de Justin Kurzel protagonizado por Michael Fassbender y Marion Cotillard, además de las características antes descritas, la película ofrece una composición visual (su modernización viene sobre todo en la forma, pero llega también en el fondo con algunos permisos que se toma la adaptación, siendo fiel a la premisa y eje de la trama del original. Los más puristas sentirán que Lady Macbeth no es tal cual la del libro) que complementa esta intensidad dramática aprovechando la creación de escenas y momentos que parecen más pinturas y grabados en movimiento (con colores saturados, o profundamente sobrios y expresionistas, cámaras lentas que ralentizan una batalla para concentrar la atención en la mirada o expresión de Fassbender) que secuencias de una cinta.

Lo sabido: Macbeth, en plena batalla que decide el final y la derrota de una revolución en contra del Rey de Escocia (por quien él lucha), es visitado por tres mujeres (más bien visiones, espíritus, brujas u oráculos) que profetizan se convertirá en Rey.

La noticia provocará que Lady Macbeth exhiba su sed de poder y maldad. Esta es la esposa capaz de cualquier cosa, sobre todo de manipular y de presionar a su marido para lograr sus objetivos y ver cumplida la profecía. Y el veneno de sus palabras y su influencia empujarán la historia hacia la tragedia que es (si esto les resulta un spoiler solo puede ser si esta es la primera vez que escuchan de las obras de William Shakespeare). Y es en esa intensidad actoral de tintes teatrales donde tanto Fassbender como Cotilard saben lucir en estos exigentes papeles.

Con el particular ritmo proveniente de los textos de Shakespeare y una atractiva estilización de los escenarios y de ciertos momentos, Kurzel entrega una atractiva e interesante película para aquellos dispuestos a entrar en los a ratos pesados y clavados terrenos de Shakespeare, y aunque hay ligeras modificaciones en detalles de la obra original, en general resulta una muy eficiente y llamativa versión modernizada de un clásico de la literatura.

600 millas
Tras ganar una importante cantidad de reconocimientos en festivales del mundo, comenzando por el premio a mejor Opera Prima del pasado festival de Cine de Berlín (Berlinale), el debut fílmico de Gabriel Ripstein como director es sin dudo uno de los más atractivos del cine mexicano de los últimos años.

Elegida por la Academia Mexicana de Cine para representar a México en el camino hacia la nominación al Oscar y al Goya a Mejor Película Extranjera, la ópera prima de Gabriel Ripstein es una cinta meticulosamente realizada, que ofrece reflexiones para el espectador, que van de lo que el contexto en la que se desarrolla ofrece (el tráfico de armas en las frontera, los lamentables y fallidos operativos como Rápido y Furioso, los grupos del narco y las fuerzas policiales que se enfrentan) a las profundidades psicológicas que se observan en la intensa y cambiante dinámica entre los dos personajes centrales: un joven contrabandista de armas que busca subir en el organigrama mientras enfrenta las incertidumbres emocionales-mentales de la adolescencia y un agente de la ATF, hombre de mediana edad entre burócrata de dependencia policiaca y colmilludo adulto.

La historia se centra en el viaje de 600 millas que estos dos personajes emprenden una vez que el joven _______ (Krystian Ferrer) acaba secuestrando, entre accidental y torpemente (una característica no gratuita que se repetirá en el personaje interpretado por Krystian Ferrer a lo largo de la cinta y que muestra la enorme atención al desarrollo de los personajes) en Estados Unidos al agente _______ (Tim Roth) y decidiendo que debe llevarlo a Sinaloa con el jefe del cartel (quien además es tío del personaje de ____) para que este defina su suerte.

Lo que muchos creerían da para una cinta de acción fronteriza, en manos de Ripstein se convierte en un cautivante juego de supervivencia, en una road movie sobre la confianza, las traiciones, los miedos, las reacciones y la violencia. Este último, un importante personaje que Ripstein sabe controlar y mostrar en momentos puntuales y de forma precisa, aunque su presencia se siente todo el tiempo.

Además del trabajo de Ripstein en la dirección, edición y otros aspectos de la realización fílmica con un estilo casi documental-hiper realista (se nota su experiencia como productor), hay obligación en destacar también la gran dinámica y trabajo actoral entre Tim Roth y Krystian Ferrer.

Una de las mejores cintas mexicanas del año.

BANNER 1 DIC 151




comments powered by Disqus