Soledad animada


Charlie Kaufman y Duke Johnson nos hablan sobre ‘Anomalisa’, una reflexiva cinta animada dirigida al público adulto.


POR Arturo Aguilar  



David Thewlis voices Michael Stone and Jennifer Jason Leigh voices Lisa Hesselman in the animated stop-motion film, ANOMALISA, by Paramount Pictures
David Thewlis voices Michael Stone and Jennifer Jason Leigh voices Lisa Hesselman in the animated stop-motion film, ANOMALISA, by Paramount Pictures

Durante el pasado Festival Internacional de Cine de Toronto, una de las noticias más aplaudidas fue la compra para su distribución internacional de la película Anomalisa (una animación stop-motion), de Charlie Kaufman y Duke Johnson.

(L-R) Charlie Kaufman, Co-Director, writer, producer and Duke Johnson Co-Director, producer

(L-R) Charlie Kaufman, Co-Director, writer, producer and Duke Johnson Co-Director, producer

Kaufman, autor de los guiones de filmes como Adaptation y Being John Malkovich, vuelve a los terrenos de la reflexión y la introspección profunda con esta cinta que nació de una obra para radio que fue parte de un proyecto alterno junto a los hermanos Coen, que posteriormente un amigo le propuso adaptar como filme animado.

En Anomalisa, Michael Stone (voz de David Thewlis) es un escritor y conferencista motivacional, quien mientras más parece ayudar a otros, más monótona encuentra su vida entre bares y habitaciones de hotel; todo el mundo le parece y le suena igual. Hasta que alguien aparece y lo hace ver las cosas de otra forma nuevamente.

“(En Anomalisa) había varias cosas que sentía que podía explorar. Tenemos esta historia de una persona que tiene dificultades para conectar o entablar un acercamiento con otros, y creo que ese es un sentimiento común en mucha gente. Creo que incluso el mundo en el que vivimos provoca esa clase de desconexión y aislamiento, en el que tantos espacios son réplicas genéricas, como las habitaciones de hotel, un bar, un aeropuerto. No importa dónde estés, todo se ve y escucha y parece lo mismo. No hay nada o nadie con quien acercarse, o eso creemos. Al parecer, hoy en día la anomalía en lo que nos rodea es encontrar a alguien con quien conectar”, afirma Kaufman.

David Thewlis voices Michael Stone in the animated stop-motion film, ANOMALISA, by Paramount Pictures

David Thewlis voices Michael Stone in the animated stop-motion film, ANOMALISA, by Paramount Pictures

La meticulosidad y atención al detalle que se exhibe en la cinta es en verdad sobresaliente, y al respecto, Duke Johnson, co director de la cinta, asegura que “nos enamoramos de las posibilidades narrativas para los personajes al utilizar esta técnica. La conceptualización de lo que era una obra a partir de voces y sonidos nos ofrecía muchas variantes para mostrar lo que queríamos usando imágenes, y en especial, con ese juego de hacer sentir real, muy real, por lo que sucede y por cómo se ve, de algo que instintivamente sabemos es falso, como una figura de plastilina o plástico”.

Tanto Johnson como Kaufman confiesan estar sorprendidos con la recepción de la película en festivales y el interés de una distribuidora grande por estrenarla, pero insisten en que siguen encontrando dificultades para la realización de sus proyectos.
“No es fácil. Conseguir el dinero, a la gente interesada, a los socios adecuados que te quieran dejar intentar algo nuevo es muy difícil en el estado actual de la industria”, puntualiza Duke Johnson.

(L-R) David Thewlis voices Michael Stone and Tom Noonan voices Bella Amorosi in the animated stop-motion film, ANOMALISA, by Paramount Pictures

(L-R) David Thewlis voices Michael Stone and Tom Noonan voices Bella Amorosi in the animated stop-motion film, ANOMALISA, by Paramount Pictures

Por su parte, Kaufman comparte que “fue muy agradable que nos metimos en esto hace mucho tiempo y trabajamos bajo el radar, sin saber si iba a funcionar o ser bueno. Y resulta que la gente está respondiendo a ella. Eso es muy satisfactorio. Y lo hicimos en nuestros términos, completamente fuera de cualquier sistema. No teníamos a nadie a quien responderle, a excepción de a nosotros mismos y fue genial”.

Considerada por muchos medios especializados como una de las mejores películas de 2015, esta joya fílmica sobre la soledad y otros fantasmas internos es uno de esos filmes que uno sigue pensando días y semanas después de verla. Observando el más reciente resultado de su interesante aunque no tan prolífica carrera, ojalá a Charlie Kaufman no le lleve tanto tiempo hacer un nuevo filme.

Fotografías: Cortesía de Paramount.

BANNER APP 153




comments powered by Disqus