OMD regresa a México para un encuentro con sus fans


Platicamos en exclusiva con Paul Humphreys sobre su próximo concierto en el Pepsi Center WTC.


POR Óscar Uriel  



Foto: Cortesía Euritmia Live/Noiselab

La espera ha terminado. Después de seis años, la legendaria agrupación OMD regresa a la Ciudad de México para presentarse el próximo 2 de agosto en el Pepsi Center WTC y complacer a la devota legión de seguidores de estos precursores de la música electrónica. A escasos días del show, platicamos en exclusiva con Paul Humphreys sobre lo que podemos esperar de esta anhelada cita.

Paul, ¿qué sucederá en la presentación de OMD en la Ciudad de México? Tenemos el mejor de los recuerdos de su show en el Corona Capital de 2011.
Vamos a tocar un par de canciones de nuestro nuevo álbum. La verdad no hemos tenido oportunidad de ensayar mucho. Apenas hablé con Andy hace unas horas para ponernos de acuerdo sobre el playlist definitivo de nuestra presentación en México. El público puede tener la certeza de que tocaremos las canciones que espera. Somos un grupo que no se avergüenza de su catálogo. Soy de las personas a las que les gusta escuchar melodías o sonidos del pasado y recordar. Estamos conscientes de que nuestra música provoca eso. Apenas hace unas semanas fui a ver a Kraftwerk. Fue un gran concierto. Simplemente cerré los ojos y me dejé llevar por los sonidos y me transporté años atrás. Queremos provocar esa sensación en el público mexicano.

¿Qué tipo de música escuchas actualmente? ¿Hay algún artista en particular que te guste?
Soy un melómano. Escucho música vieja y nueva. Desde Robyn hasta Arcade Fire. Mi gusto siempre ha sido muy ecléctico. Por supuesto que sigo escuchando electro. Ahora, el internet puede ser una maldición o bendición para un artista, como por ejemplo la posibilidad de encontrar músicos desconocidos con grandes propuestas.

¿Cuál es tu percepción de la industria de la música actualmente? Sin duda alguna han habido cambios drásticos desde tus inicios a finales de los años setenta hasta el día de hoy.
El problema con el negocio de la música hoy en día es que no puedes mesurar ni calcular las cosas. Como te decía, las redes sociales y la red pueden ser una condena y una bendición para un artista al mismo tiempo. Por ejemplo, en Spotify un millón de downloads equivale a sólo unos miles de libras esterlinas, una cantidad relativamente menor a lo que se ganaba en los años ochenta. Nosotros hicimos mucho dinero en su momento pues durante nuestro apogeo había una estructura sólida dentro del mundo de la música además de que supimos invertirlo. Siento un poco de pena por los nuevos artistas porque ellos mismos tienen que encargarse de la promoción de su trabajo. Hace algunos años esto era impensable pues los sellos discográficos se encargaban de la difusión de nuestro trabajo.

¿Qué es lo que te motiva a continuar en esto? Han sido muchas décadas de perseverancia, periodo en el que han inspirado a decenas de grandes artistas.
La música siempre ha sido mi vida. Es mi gran pasión, no hay la menor de las dudas. Soy de las personas que aún va a conciertos, escucha música nueva. El estar en mi estudio me hace pensar que he tenido la mejor de las vidas, ¡han sido 40 años! Prácticamente Andy y yo éramos unos niños cuando en 1978 fuimos escogidos como el acto telonero de Joy Division.

Foto: Cortesía Euritmia Live/Noiselab

Euritmia Live/Noiselab te regala uno de los boletos dobles para el concierto de OMD. Sólo responde correctamente las siguientes preguntas:

1 ¿Qué sencillo lanzó OMD en 1985?
2 ¿En qué lugar dieron su primer show?
3 ¿Qué científico fue inspiración para uno de sus temas?
4 ¿Cuál fue el primer sencillo en el que Humphreys fue la voz principal?
5 ¿En qué película se incluyó el tema “Secret”?

Manda tus respuestas y datos completos a [email protected]

LOS GANADORES SERÁN NOTIFICADOS POR CORREO ELECTRÓNICO.



comments powered by Disqus