Rituales de música, baile y una tarde perfecta en Ceremonia 2016


La cuarta edición del festival cumplió con las expectativas.


POR Erich E. Mendoza  



Foto: Andrea González

¿Qué es lo que busca la gente cuando asiste a un festival hoy en día?

¿Desea verdaderamente escuchar música? ¿Desea “ver” con sus propios ojos a los artistas que la generan? ¿O quizás sólo valoran el espacio que una celebración como esta ofrece para estar con amigos, vestirse de maneras diferentes y disfrutar de cierta libertad que los conciertos brindan?

Foto: Andrea González

Foto: Andrea González

Puede que exista una sola respuesta, puede que no. Pero lo que definitivamente sabemos por seguro es que hoy en día, la gente asiste a un festival de música para escapar de la rutina diaria, entrar en una vibra de despreocupación y goce a través de rituales de música y baile, donde la verdadera Ceremonia ocurre entre el calor de la gente, las luces del escenario y la experiencia de compartir momentos junto a tantos grandes artistas.

Sets como el de Jesse Baez, actos como el de Ryan Hemsworth, shows como el del increíble Anderson .Paak y presentaciones épicas como las de TITAN, Flume, Nas y Disclosure, son tan solo algunos de los ejemplos que podemos dar después de un día entero de caminar por el Centro Dinámico Pegaso donde por cuarta ocasión, el festival Ceremonia celebró una edición más que se decoró también con la presencia de grandes nombres como Thundercat y propuestas nacionales como Alemán y los Finesse All-Stars.

Marineros Foto: Ramón islas

Marineros
Foto: Ramón islas

La tarde arrancó con un sol extremadamente pesado sobre el cual, Marineros abrió con esa deliciosa vibra que tanto les característica en melódicos arreglos sonoros y voces exquisitas que plasmaron tintes pop en nuestras cabezas. Sin embargo, por mucho que les disfrutaramos, nada nos podía tener preparados para la cátedra de ritmos que el guatemalteco Jesse Baez nos propinó en la cara, acompañado de Teen Flirt en los controles, Adrian Be en el side-mic, y otros integrantes de la familia Finesse Records que desde Monterrey (y otras partes de la república), ofrecieron una exquisita muestra del mucho potencial que este sello independiente mexicano ha desarrollado a lo largo de los años.

De ahí en adelante la decisión era sencilla, ¿hip-hop o garage/rock?

Para aquellos con ganas de llevar las manos en el aire, tirando rimas finas y sintiendo el calor del Ceremonia, la opción definitiva era Alemán en el Camp Roswell. Para aquellos que precisaban de algo ligeramente más sucio y con cadencias mucho más sensuales, C. Tangana y lo que andaba armando frente a cientos de personas en el escenario eran lo indicado. Sin embargo para quienes el rap no era muy lo suyo y preferían un buen slam, el acto de Los Blenders (quienes tuvieron pésimo audio en un principio, pero lograron recuperarse a la mitad del show) fueron la dosis indicada para sentir ese aspecto distorsionado del festival Ceremonia que desde siempre, ha procurado implementar con al menos un acto en su lineup.

Los Blenders Foto: Andrea González

Los Blenders
Foto: Andrea González

En general, el día estuvo lleno de virtuosos talentos que nos dejaron con la boca abierta y ganas de llegar a casa a descargarnos toda la discografia completa. Este fue el caso de Stephen Bruner A.K.A Thundercat, quien en un entallado traje de mariachi azul demostró su cariño hacia el público mexicano, ofreciéndonos un impresionante display de sonidos jazz con tines de funk y otros aspectos fusión, que denotaban la maravillosa habilidad que desarrolló con el paso de los años tocando en bandas como Suicidal Tendencies, y colaborando con nombres del tamaño de Kendrick Lamar.

Por su lado, Anderson .Paak quien recientemente se presentó en el festival SXSW, nos dejó boquiabiertos con un show de rimas tan rápidas y bien estructuradas, que solamente podían compararse con su poderosa participación en la batería cada que decidía soltar el micro, para dar una buena cátedra de ritmos y tamborazos.

Anderson .Paak  Foto: Andrea González

Anderson .Paak
Foto: Andrea González

En realidad, Ceremonia es difícilmente un festival exclusivo de “ver bandas” pues alrededor del mismo, diversas dinámicas se realizan con el propósito de ofrecerle a su público, un recibimiento cordial y hasta divertido.

Sí, nos dimos nuestras vueltas en los juegos mecánicos y es posible que nos lastimáramos un poco en los carritos chocones, pero además de disfrutar de estas y otras activaciones dentro del festival, la tarde se nos fue en probar un delicioso sandwich en los diversos foodtrucks presentes, así como la vibra cálida que talentos como Salón Acapulco, Finesse All Stars y Bob Moses fueron asentando.

Y por muy increíbles que los shows fueran, RL Grime y Gesaffelstein no nos podían preparar nada para lo que TITAN nos ofrecería en una auténtica Ceremonia de ruido que no podemos superar.

Odisea 2001”, “Corazón” y otros clásicos, se hicieron sonar mientras que Emilio Acevedo, Julian Lede y Jay De La Cueva nos transportaron por tracks de su nueva producción con la cual, TITAN planea ofrecer un triunfal regreso a la electrónica mexicana.

TITAN  Foto: Andrea González

TITAN
Foto: Andrea González

En sí, la presentación estuvo llena de una energía envolvente en la que las secuencias, líneas de guitarra, bajo, voces y batería, mezclaron todo un concepto tan único y especial que lejos de “recordarnos” qué hacía TITAN, nos dejó a la expectativa de qué puede lograr en un futuro cercano.

Y vaya que a pesar del boom que la música electrónica ha tenido en estos últimos años, un “futuro” aún puede ser dibujado. Puede que Harley Edward Streten no sea el veterano que para muchos Flume ya representa, pero sin lugar a dudas lo que ha logrado a nivel musical ha capturado la atención de un público internacional que en esta ocasión, reunió a miles de personas frente a un escenario espectacularmente arreglado con varios de los remixes más emblemáticos de su carrera, se hicieron sonar al calor de una noche que de fría no tuvo ni un momento con tanto baile a su alrededor. Al mismo tiempo mientras que ‘Skin’ nos daba algunos de sus destellos más interesantes, Nasir bin Olu Dara Jones se enfrentaba a un público que desafortunadamente le quería ver, pero no le conocía al 100%.

Flume Foto: Ramón Islas

Flume
Foto: Ramón Islas

Nas como muchos de ustedes sabrán, es uno de los nombres más importantes en el hip-hop internacional. Su carrera y trayectoria marcaron un enorme paso de éxitos y tracks de vieja escuela, que hoy no sabemos si verdaderamente lograron tocar el interés de un público mexicano que si bien ama al hip-hop, es posible que no se encontrara al 100% dentro del Festival Ceremonia. ¿Por qué? Porque Nas es de culto. Probablemente si Kendrick Lamar hubiera venido, otra historia hubiera sido. Pero siendo Nas superior en muchos aspectos a Kendrick, la realidad es que el público de Ceremonia como tal, no conocía a dicha figura y por ende, fue más que normal que en el show no hubieran tantas personas. Pero vaya, las que sí estuvieron, supieron disfrutar de “NY State Of Mind”, “If I Ruled The World” y otros grandes hits que en el corazón de los verdaderos raperos, quedaron grabados para siempre.

Nas  Foto: Andrea González

Nas
Foto: Andrea González

Así pues, mientras terminaba Nas, el 90% de la gente se encontraba ya disfrutando de Disclosure, quienes en definitiva dieron un show que apuntaba más a relucir los grandes toques de producción con los que contó Caracal, que simplemente recorrer las viejas memorias que en su momento, capturaron a una base de fans que no dudó en abarrotar el escenario principal de todo el festival.

Disclosure Foto: Andrea González

Disclosure
Foto: Andrea González

Disclosure Foto: Andrea González

Disclosure
Foto: Andrea González

Sin embargo no todo fue necesariamente “nuevo”. Settle logró sonar en su mayoría con tracks como “White Noise”, “F For You” y por supuesto “Latch”, mismos que se acompañaron de una estupenda producción de audiovisuales y luces que construyeron todo un espectáculo orquestado por los hermanos Guy & Howard Lawrence, quienes terminaron por hacernos sentir que esta, fue una Ceremonia de sonidos electrónicos y espectaculares momentos que no dejaremos ir de nuestras mentes tan fácilmente…

BANNER APP 155




comments powered by Disqus