Apocalyptica en el Auditorio Nacional


La participación de Tipe Johnson durante “End Of Me” y “I’m Not Jesus” fue una muy buena sorpresa; mientras que todo quedó en silencio cuando Perttu empezó a tocar su solo en “Psalm 1; Sacra”, que fue perfecta para ir subiendo el ritmo y estallar con “Nothing Else Matters”…


POR Staff Rolling Stone México  



La participación de Tipe Johnson durante "End Of Me" y "I’m Not Jesus" fue una muy buena sorpresa; mientras que todo quedó en silencio cuando Perttu empezó a tocar su solo en "Psalm 1; Sacra", que fue perfecta para ir subiendo el ritmo y estallar con "Nothing Else Matters"...

Por Amanda Ochoa (@aMy_SuCCuBuS)
Fotos Fernando Aceves para Ocesa

El concierto de Apocalyptica, en el Auditorio Nacional el pasado 10 de enero, fue la mejor manera de iniciar la serie de conciertos que nos esperan para este 2012.

La energía de la gente se sintió desde la entrada al lugar. No podían faltar los metaleros con el cabello largo y chamarra de cuero, las niñas con los labios negros y atuendo gótico, pero también había muchos en “disfraz” de oficina, que al llegar a la entrada se quitaban el saco o se soltaban el cabello para ponerse a tono.

Los gritos no se hicieron esperar cuando se escucharon los primeros acordes de “On the Rooftop With Quasimodo”; la ejecución de cuerdas de Eicca Toppinen, Paavo Lötjönen y Perttu Kivilaakso, así como la batería de Mikko Sirén, hicieron vibrar a los fans.

Apocalyptica en México
La participación de Tipe Johnson durante “End Of Me” y “I’m Not Jesus” fue una muy buena sorpresa; mientras que todo quedó en silencio cuando Perttu empezó a tocar su solo en “Psalm 1″; “Sacra“, que fue perfecta para ir subiendo el ritmo y estallar con “Nothing Else Matters“, la cual fue coreada, aplaudida y victoreada por todos el Auditorio Nacional.

Quedó claro que los covers a Metallica son de los favoritos de los fans, aunque no podemos dejar atrás “Inquisition Symphony” de Sepultura, con la cual intentaron despedirse de un público que gritaba, aplaudía y pedía más y más. Y es que los de Apocalyptica son músicos que mas allá de buscar un protagonismo, se complementan mutuamente e incluso cuando tienen solos dentro de una sinfonía, se puede escuchar el respeto que se tienen, algo que pocas veces se ve en otras bandas.

Después de tres canciones más, incluido un “olé, olé, olé” musicalizado a tres cellos y coreado por todos, agradecieron la hospitalidad y la entrega de los fans mexicanos. Así inició “Farewell“, dejando claro que no se trató de un adiós, sino una promesa de regresar muy pronto.

Apocalyptica

Picture 1 of 20

Apocalyptica por Fernando Aceves. Cortesía Ocesa



comments powered by Disqus