Woodkid se corona el Festival 212 RMX


Con un día entero de música para todos los gustos, se realizó el festival que incluyó a la banda francesa Woodkid, por primera vez en México


POR Staff Rolling Stone México  



Con un día entero de música para todos los gustos, se realizó el festival que incluyó a la banda francesa Woodkid, por primera vez en México

Por Vania Hernández
Fotos de Leslie del Moral

En medio de un día soleado, el pasado 22 de noviembre se realizó el Festival 212 RMX. Dividido en 4 escenarios y un DJ Booth a lo largo de la Avenida Chapultepec, en Guadalajara, Jalisco, donde se dieron cita más de 80 mil personas desde temprana hora, entre ellas familias completas, grupos de amigos y jóvenes, para disfrutar de la diversidad de propuestas musicales.

Woodkid fue el más esperado de la noche. El escenario estaba listo y los gritos del público anunciaron la presencia de la banda de origen francés. Con los últimos rayos del Sol, del otro lado del festival, Elis Paprika and The Black Pilgrims pusieron a tono a sus fans luego de tres años de ausencia en Guadalajara e hicieron un llamado al público para no quedarse callado ante los 43 normalistas desparecidos de Ayotzinapa e interpretó “No me vas a callar”. La vocalista mostró su lado dulce al interpretar “Mucho” y su vena rabiosa al responder los comentarios entre el público.

Para culminar su participación, la banda interpretó el tema “Now Girls Rule”, con el que celebran 10 años de trayectoria y contaron con la participación en el escenario de Vanessa Zamora y Renee Mooi para poner a saltar a niños y adultos. El festival también marcó el regreso de Porter frente a sus paisanos; y tras dos años de gestación, Baltazar hizo debut.

Telefunka se presentó con trajes color naranja y acompañados Bad Boys Blues, liderada por Genaro Palacios, presentaron parte de su más reciente disco Eureka entre ellos el sencillo “El invento de volar hacia atrás”, además de los éxitos “Brillantina” y “Zenit”, este último en una versión danzón. Por su parte, Torreblanca se mostró concentrado donde el público coreó sus temas y con Nortec Collective: Bostich + Fussible cualquier espacio fue bueno para bailar.

En señal de agradecimiento, Woodkid se llevó la mano derecha al corazón. La reacción fue detonada por el público del 212 RMX . Luego se llevaría las manos a la cara para después contemplar la entrega de los tapatíos ante su propuesta “The Golden Age” con una amplia sonrisa y correspondió las muestras de cariño con un “¡Te amo Guadalajara!”, ovacionado con brazos en alto y gritos de apoyo.

Yoann Lemoine, nombre de pila del artista francés, mantuvo la comunicación con sus seguidores y se esforzó por hacerlo en español. Sus característicos visuales en blanco y negro coordinados con el equipo de luces robóticas y la energía del cantante, fue la mezcla balanceada para elevar los ánimos del público que celebró de principio a fin su lista de temas que incluyeron “Iron”, “Run Boy Run”, “I Love You” y “Ghost Lights”.

El desempeño de Lemoine fue frenético; recorrió de un lado a otro el escenario y enfatizó las notas de las percusiones con patadas o golpes al aire, ejecutadas con pulcritud por sus músicos, al sonar como una poderosa orquesta. Antes de despedirse, Woodkid agradeció los mensajes de sus fans en la red social Facebook. Prometió volver.





comments powered by Disqus