El reencuentro ‘reluciente y rechinante’ de Aterciopelados


El dúo colombiano traerá su sonido rebelde y espíritu ecologista a la Ciudad de México el próximo 29 de octubre.


POR Priscila Núñez  



En la historia de la música latinoamericana, el nombre de Aterciopelados está escrito en mayúsculas y negritas. Desde sus inicios en 1990, Andrea Echeverri y Héctor Buitargo, comenzaron con una propuesta única, fusionando el rock con las raíces del folclore colombiano, dando origen a una voz que exalta la cultura y que reclama una humanidad más comprometida con la naturaleza y con la sociedad.

Su álbum El Dorado es considerado como uno de los más emblemáticos del rock en español. Temas como “Florecita Rockera”, “Bolero falaz”, “Caribe atómico”, “La Pipa de la Paz”, “El álbum”, entre muchos otros, no paran de sonar y se han convertido en himnos de varias generaciones.

A lo largo de sus 20 años de trayectoria, Aterciopelados nunca le ha temido a la transformación y a reinventarse. En entrevista exclusiva con la vocalista y guitarrista, Andrea Echevarri, nos compartió los detalles de este regreso a los escenarios y del lanzamiento del DVD en vivo Reluciente, Rechinante y Aterciopelado.

“La idea del proyecto surgió después de nuestra reunión para Rock al Parque de 2014, un festival muy importante de Bogotá que cumplía 20 años. Héctor y yo llevábamos tres años distanciados por algunas diferencias que tuvimos y estábamos enfocados en nuestros proyectos como solistas; pero después de esa presentación, de haber montado los clásicos y sentir nuevamente la energía de esas canciones, Sony nos propuso que hiciéramos este DVD. Fue todo un reto para nosotros, porque era mezclar toda la energía de un concierto con la perfección de un disco de estudio”.

Reluciente y rechinante, así es el sonido de Aterciopelados, pero el nombre de esta nueva producción comenzó como un juego de palabras por la canción “Re”, con la que hacen homenaje a Café Tacvba y que está escrita en esa nota: “En 2014 Cosme (integrante de Café Tacvba) me mandó un correo diciéndome que venían a tocar a Bogotá y que si quería cantar con ellos, pero no pude; entonces para sumarme a la celebración decidí escribir ‘Re’. Muchas de las palabras de la canción empiezan con esa sílaba, como reluciente, pero nosotros no somos solo relucientes, somos cultura popular, somos rebeldes, entonces rechinante pegó”.

En esta nueva producción se ve una fuerte apuesta por el reciclaje que seguramente veremos reflejada en su concierto el sábado 29 de octubre en el Teatro Metropólitan: “Estamos tratando de organizar algo ecológico para nuestra presentación. Conocimos un colectivo ambiental increíble que se llama ‘Huerto Roma Verde’, que se encuentra en la colonia Roma y tiene una huerta grandísima, además de traer una propuesta cultural de reciclaje. Con ellos estamos tratando de pensar no solo en una escenografía especial para ese día, también en una pequeña serie ambiental en la que podamos ver más diseño basado en el reciclaje, un tema que es muy necesario”.

En este matrimonio musical que han formado Echeverri y Buitargo se han dado espacios para su vida personal y sus proyectos solistas Ruiseñora y Conector. Tras un receso que duró de 2011 a 2013, el dúo colombiano regresa más armónico que nunca: “Como Héctor y yo estábamos peleados, cada uno se había centrado en su proyecto solista. Cuando nos llamaron para tocar en el aniversario de Rock al Parque, yo estaba reacia, pero nos insistieron tanto que nos volvimos a acercar y desde entonces se nos han abierto muchas puertas”.

Sin embargo, el tiempo en el que estuvieron separados desarrollándose como solistas tuvo consecuencias, no necesariamente negativas, pero en palabras de Andrea: “Siento que ahorita no somos tanto Aterciopelados, sino que somos Conector y Ruiseñora. No es como que haya ideas que sean mías y otras que sean exclusivamente de Héctor, simplemente somos un hombre y una mujer que han encontrado una nueva manera de vivir, de enfrentar la crisis y de hacer que el futuro funcione”.

Echeverri también reflexiona respecto a lo que ha cambiado a lo largo de todos estos años: “Después de mucho tiempo de estar haciendo siempre lo mismo, las cosas tienden a estancarse, a estar en un lugar extraño. Los músicos nos aburrimos”. Afortunadamente, la tensión entre los integrantes y la presión que sentían por los éxitos que habían logrado, ha quedado en el pasado, “ahora estamos en un lugar muy especial, muy reluciente, contentos de tener la oportunidad de tocar. Más allá de estar custodiando un lugar, estamos en un momento en el que podemos divertirnos”.

Atrás ha quedado también la “florecita rockera”, la que no calentaba antes de cantar y no tenía una técnica vocal, y en su lugar está una Andrea que sigue desbordando energía y buena vibra, que ha aprendido a desarrollar su talento: “Lo que pasa es que yo siempre he cantado de manera intuitiva y sin técnica, pero a cierta edad uno empieza a darse cuenta de que necesita técnica para poder seguir cantando”.

Aterciopelados está preparando un nuevo álbum que lanzará en 2017, y seguramente durante su presentación en el Teatro Metropólitan podremos escuchar algunos temas inéditos. No sólo regresan relucientes y rechinantes, también relajados, reencontrados y redescubiertos, dejando claro que aún tienen mucho que ofrecerle a la escena.

BANNER 2 SEPT



comments powered by Disqus