Beastie Boys ganan la demanda de $1.7 millones de dólares contra Monster


La crónica de cómo un malentendido bizarro sobre la palabra “dope” llevó a un juicio multimillonario.


POR Staff Rolling Stone México  



La crónica de cómo un malentendido bizarro sobre la palabra “dope” llevó a un juicio multimillonario.

Beastie Boys ganaron una demanda de $1.7 millones de dólares contra la bebida energética Monster, luego de que se usara de forma ilegal su música en un video promocional.

Según informes de Reuters, el grupo buscaba recibir $2.5 millones de dólares por infringir derechos de autor y falso apoyo, aunque Monster respondió que la cantidad máxima que les debía eran $125,000 dólares. La compañía llamó al caso algo “ilógico”, admitiendo que infringió los derechos de autor de Beastie Boys, pero asegurando que un empleado creyó que Monster tenía permiso para usar la música.

“Aunque Monster Energy tiene gran respeto por el veredicto del jurado, estamos en completo desacuerdo con él”, declaró Reid Kahn, abogado de Monster en entrevista para Rolling Stone. “Haremos una apelación a la corte para dejar de lado el veredicto. Desde el interior, Monster Energy ha tratado de resolver este problema en una forma justa y equitativa y continuaremos haciendo esfuerzos adicionales para llegar a una resolución justa de esta disputa”.

Un vocero de Beastie Boys declinó hacer comentarios acerca del veredicto, pero Adam “Ad-Rock” Horovitz emitió una declaración general  en la que apuntó que “estamos contentos. Sólo queremos agradecer al jurado”.

Cuando “Ad-Rock” fue citado para declarar, habló sobre la carrera de Beastie Boys, citando que el trío fue “muy afortunado” y explicando su extenso proceso artístico. Según reportó Billboard, el proceso estuvo lleno de sonrisas extrañas y explicaciones de términos usados en la cultura del hip-hop; pero Ad-Rock se encontraba muy divertido cuando la defensa le pidió identificar a Mike D (vestido como marinero) en diversas imágenes usadas en un anuncio de relojes.

Recordemos que Beastie Boys entabló la demanda contra Monster Energy tras la muerte de Adam “MCA” Yauch, en la que la banda aseguró que la marca utilizó partes de “Sabotage”, “So What’cha Want”, “Make Some Noise” y “Looking Down the Barrel of a Gun” en un video promocional publicado en el sitio web de Monster junto con un medley de 23 minutos de canciones de la agrupación, para descarga como MP3. Las canciones provenían de un video de un set en vivo de DJ Z-Trip en el festival canadiense Ruckus in the Rockies, que se llevó a cabo unos días después de la muerte de Adam Yauch. El testamento del músico prohibía específicamente a cualquier compañía de usar la música de Beastie Boys en comerciales.



comments powered by Disqus