El Electric Daisy Carnival de Las Vegas cobra su segunda víctima


Los forenses esperan los resultados de toxicología para determinar la causa de muerte de dos asistentes.


POR Staff Rolling Stone México  



Los forenses esperan los resultados de toxicología para determinar la causa de muerte de dos asistentes.

El diario Las Vegas Review Journal reportó la segunda muerte de un asistente al Electric Daisy Carnival 2014 este sábado por la noche.

Anthony Anaya, de 25 años de edad fue encontrado muerto en el Vdara Resort de la ciudad y sigue la muerte de Montgomery Tsang, de 24 años, quien fue pronunciado muerto tras colapsarse en el estacionamiento del Las Vegas Motor Speedway este sábado por la mañana.

El forense de Clark County declaró que los médicos se encuentran analizando los resultados de toxicología sanguínea para determinar la causa de muerte en ambos casos. La policía declaró que creen que ambos decesos fueron resultado de una condición médica, sin descartar la presencia de drogas.

Tras la noticia de la muerte de Tsang, Insomniac Productions, organizadores del EDC, dieron a conocer un comunicado de prensa en el que expresaron sus condolencias y declararon que el festival continuará hasta el lunes. “Estamos muy tristes por la noticia, y esperamos que todos nos acompañen en mantener a su familia y amigos en sus pensamientos durante este difícil momento. Los fans de la música dance se enorgullecen de pertenecer a una comunidad unida, y mientras nos preparamos para la segunda noche del show, pedimos a todos que nos ayuden a mantener el evento como un lugar seguro. Una muerte es demasiado, y todos deberemos de hacer nuestra parte para mantenernos seguros, sanos y felices, esta y todas las noches”.

La policía de Las Vegas reportó 250 llamadas médicas durante la primera nochne del Electric Daisy Carnival y mientras la mayoría tenían que ver con lesiones menores, cinco asistentes resultaron hospitalizados. Además, la policía reportó 29 casos de delitos relacionados con drogas.

Las dos muertes relacionadas con el Electric Daisy Carnival son otra cicatriz en el circuito de festivales de música electrónica: En 2010, una chica de 15 años murió de una sobredosis de drogas en el EDC de Los Ángeles y en 2012, dos personas murieron en incidentes relacionados con estupefacientes en el festival de Las Vegas. El año pasado, el Electric Zoo de Nueva York fue cancelado tras la muerte de dos fans por sobredosis.



comments powered by Disqus