Miley Cyrus


Miley Cyrus habla de derechos civiles y el por qué la mota es mejor que el alcohol.


POR Staff Rolling Stone México  



Miley Cyrus habla de derechos civiles y el por qué la mota es mejor que el alcohol.

De derechos civiles y el por qué la mota es mejor que el alcohol
Por Rob Tannenbaum

Miley Cyrus no sale de su casa durante el día. Gracias a su exitosísimo programa en Disney, Hannah Montana, Cyrus se volvió súper estrella a los 13 años, lo que significa que: (a) puede comprarse una casa del tamaño de una universidad y (b) hacer lo que se le venga en gana, como tomarse más de tres años de descanso entre discos. Había planeado sacar un álbum el año pasado, pero pospuso el lanzamiento, “y doy gracias a Dios por haberlo hecho, porque conocí a Mike Will y mi vida cambió”. Su productor, Mike Will Made It, es un veterano de Atlanta que ha trabajado con Kanye West y Rihanna. Ayudó a Cyrus a dar vuelta su carrera con “We Can’t Stop”, una canción acerca ponerse sexy en el antro y en la que Cyrus podría o no estar cantando sobre Molly, o sea, el éxtasis. Lilly Truscott estaría en shock. Y de eso se trata.

Vamos al grano: en “We Can’t Stop”, ¿cantas “dancing with molly” o “dancing with Miley”?
¡Tengo acento! Así que cuando digo “Miley”, debe sonar como “Molly”. No te dejan decir “Molly” en la radio, así que obviamente dice “Miley”. Sabía que algunos iban a preguntarse lo que digo en esa canción.

¿Arrastraste la palabra a propósito para dejarla confusa?
¿Has oído [la canción de Meek Mill en la que Rick Ross dice] “I got a bad bitch in my Chevy/Sellin’ Miley Cyrus in my brand-new Monte Carlo”? La gente se refiere a [la cocaína] como “Miley Cyrus”. Usan mi nombre en canciones de hip hop para referirse a eso. Entonces aunque diga “Miley”, la gente podría verle algo de malo.

El tema menciona los traseros grandes y alude a la cocaína. Un gran cambio desde “The Climb”, que sólo tiene cuatro años.
Esta es la primera vez que la gente oye mi sonido nuevo. No sólo trato de hacer música para adolescentes. No soy Prince, pero quiero hacer música que los padres no odien escuchar. La gente pensó que yo sería una chavita blanca y tonta que movía las nalgas y no tenía pensamientos reales. Desde los 13 años he estado poniendo mi trabajo antes que cualquier otra cosa en mi vida. Ahora que tengo 20, pongo mi vida y mi carrera al mismo nivel de importancia.

Has sido una defensora muy vocal de los derechos de la gente homosexual. ¿Has recibido algún contragolpe?
Soy muy liberal para ser del Sur, así que cuando vuelvo a casa, soy un completo alienígena. Mi abuelo [Ron Cyrus] fue legislador en Kentucky y demócrata. Él sólo quería hacer el bien: blanco, gay, heterosexual, no importaba. Eso lo llevo en la sangre. Un día, mis hijos van a decir: “¿Cómo que los homosexuales no podían casarse?”. Así como muchos de mis amigos son negros, y me cuesta creer que mi bisabuela, e incluso mi abuela, no podían juntarse con chavos negros cuando ellas eran jóvenes.

Tú has sido más franca sobre temas políticos y sociales que otros cantantes de pop que salieron de Disney.
Soy demasiado honesta. Es como soy. No puedo cantar “We Can’t Stop” y luego ser una persona tímida y cerrada. La razón por la que nunca me encantó actuar es que no puedes ser tú mismo. No quiero ser actriz, quiero ser artista.

BANNER 123 3



comments powered by Disqus