P&R: Alicia Keys


La cantante, compositora y ‘coach’ de ‘The Voice’ habla de su nuevo álbum y lo que ha aprendido de Prince y Bob Dylan.


POR Staff Rolling Stone México  



Por Brian Hiatt.

“Si diriges con amor, has ganado”, dice Alicia Keys, que bien puede ser la persona más serena de Norteamérica; está comunicándose durante las pausas del frenético proceso de grabación de las finales de The Voice, pero suena como si estuviera tomando un baño caliente. Una sesión de meditación, un compromiso de filantropía y un renacimiento artístico: Está convencida de que su nuevo álbum, Here, toma riesgos, es crudo y socialmente consciente. Es un gran avance y probablemente tiene razón. “Habla coherente y claramente de dónde estoy”, dice, “y de dónde estamos en el mundo. Voy a hacer grandes discos, porque estoy superándome. Es el mejor que he hecho”.

Estabas decidida a que todas las piezas de tu nuevo álbum encajaran. ¿Qué discos te inspiraron?
La forma en que Wu-Tang hizo sus discos fue una gran inspiración. El Illmatic de Nas, donde había una calidad de pensamiento unificado. Y el What’s Going On [de Marvin Gaye] fue una aventura épica y sónicamente llegó a muchos lugares.

“Holy War” condena la idea de que “la guerra es santa y el sexo obsceno”. ¿De dónde vino eso?
Tenemos tanto miedo de hablar con nuestros hijos sobre el sexo, o queremos esconder todas nuestras partes del cuerpo y no dejar que nadie vea la belleza del amor y de hacerlo. Sin embargo, dejamos que los niños jueguen Call of Duty todo el día y noche, y con eso ¿no hay problema? Es muy confuso y torcido.

BANNER CONTINÚA LEY#1A846A9



comments powered by Disqus