P&R: Judd Apatow


El director Judd Appatow nos habla sobre los conflictos maritales y aprender de Lena Dunham


POR Staff Rolling Stone México  



El director Judd Appatow nos habla sobre los conflictos maritales y aprender de Lena Dunham

Por: Brian Hiatt

This is 40, comedia de Apatow sobre las aflicciones maritales, es protagonizada por Leslie Mann, esposa del escritor y director, además de incluir a sus hijos (el esposo en la cinta es retratado por Paul Rudd, como sustituto de Apatow), pero no es –en sentido literal– una obra autobiográfica. “Muchas de las emociones que impulsan la trama son reales, pero los hechos como tal son inventados”, confiesa Apatow, de 45 años, al tiempo que reconoce que algunos momentos en el filme están tomados directamente de su vida personal –tales como la intensa discusión sobre la prodigiosa calidad de “Rooster” de Alice in Chains. “A Leslie no le gustan los solos de guitarra. Lo que descarta 90 por ciento de la música que disfruto. Es un verdadero problema en nuestro hogar”.

¿Qué sucede si comienzas a pelear con tu esposa mientras filmas una secuencia sobre discutir con tu pareja?
Existe un acuerdo: No peleamos mientras filmamos. Porque si eso sucede, uno de nosotros no querrá volver al trabajo al día siguiente. Al final, sacamos nuestras notas y recordamos todo lo que nos hizo enojar.

¿Tus hijos podrán ver la película?
Les taparemos los ojos en las escenas de sexo. Hay una escena en que Leslie y Paul intentan tener intimidad, pero los niños insisten en tocar a la puerta –cuando filmamos ese lado, los niños realmente no tenían idea de por qué estaban pegando en la puerta.

La improvisación siempre es una parte importante de tus películas, ¿cuáles momentos no estaban incluidos en el guión en este caso?
Cuando les indicas a los actores que pueden cambiar el texto, se modifica la manera en que se escuchan el uno al otro. Hay una secuencia en que Paul y Leslie tienen una acalorada discusión sobre sus finanzas y su vida sexual, y el personaje de Paul se tira un pedo. Y es un pedo hostil porque ella se está quejando sobre la frecuencia con que tienen sexo. Leslie jamás volteó a decirme: “Oye, dile a Paul que deje de pedorrearse, estamos haciendo algo serio”. Ella continuó con el momento y le dijo: “Esa es una de las razones por las que nunca tenemos sexo, porque eres asqueroso”. Y, de repente, no se trata de una broma de mal gusto; resulta un momento muy real en que el romance desaparece [risas].

Como productor de Girls, le diste varios consejos a Lena Dunham. ¿Te dio ella alguna sugerencia para esta película?
Muchos, pero la mejor parte fue leer lo que Lena estaba escribiendo. En algunas ocasiones es atemorizante hacer una película en que no te obsesionas con lograr que los personajes le gusten al público. Pero nunca he visto que Lena repare en eso. Incluso, hila tres o cuatro episodios consecutivos en que sus personajes toman decisiones tan malas que en realidad me preocupa si el público seguirá de su lado. Así que, para mí, es importante no sentir que intento complacer al público todo el tiempo. Todos entendemos cómo hacer que los espectadores se vuelvan locos de contentos –claro, quieres lograr esos momentos, pero también quieres hacerlos sufrir en algunos momentos.



comments powered by Disqus