Asuntos Internos: El crimen organizado incendia la Megalópolis


La violencia y corrupción han hecho que incremente el secuestro, homicidio, robo a casa habitación y la venta de diversas drogas en el Distrito Federal y el área metropolitana


POR Staff Rolling Stone México  



La violencia y corrupción han hecho que incremente el secuestro, homicidio, robo a casa habitación y la venta de diversas drogas en el Distrito Federal y el área metropolitana

La violencia y corrupción han hecho que incremente el secuestro, homicidio, robo a casa habitación y la venta de diversas drogas en el Distrito Federal y el área metropolitana.

Por Víctor Ronquillo

El pasado 6 de marzo, un operativo de la Policía Federal culminó en las inmediaciones de la colonia CTM Culhuacán, en Coyoacán, con la captura de Daniel Trujillo Pérez, Carlos Hernández de Castro e Iván Domínguez Montoya. Fueron decomisados cuatro millones y medio de dólares, más de un millón de pesos y 10 kilogramos de cocaína. Daniel Trujillo declaró trabajar como mensajero en la Coordinación Territorial Iztapalapa 5 de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal. El caso, que bien podría ser llamado del “Mensajero incómodo”, pone al descubierto la operación de grupos criminales organizados en la Ciudad de México, con necesarios vínculos con poderosos cárteles de la droga, y la penetración de estos grupos en los ámbitos de las instituciones policiales que deberían combatirlos, como la propia Procuraduría General de Justicia del DF.

De acuerdo con los pocos resultados hechos públicos de la investigación seguida por la Subprocuraduría Especializada en Investigación y Delincuencia Organizada (SEIDO) de la PGR, Trujillo fungía como repartidor y cobrador de alguna organización. Los detenidos iban a bordo de tres vehículos: Trujillo llevaba el dinero, Hernández de Castro conducía la camioneta y Domínguez Montoya era el encargado de custodiar el dinero y la mercancía. Según las declaraciones de los detenidos, el destino del cargamento era una casa de seguridad. Rodolfo Ríos, Procurador de Justicia del DF, declaró: “Insisto, no tenemos reporte de alguna actividad ilícita dentro de la Procuraduría, su detención [refiriéndose a Daniel Trujillo] fue fuera de toda labor y horario de trabajo” (Reforma, 12 de marzo de 2014).


DESCARGA TU ROLLING STONE MÉXICO




comments powered by Disqus