Energía al tope


A Judas Priest le emociona presentarse en México para tocar sus grandes temas clásicos y de ‘Firepower’, su más reciente LP.


POR Miguel H. Zetter  



Foto: Cortesía OCESA

Los dioses del metal no descansan y continúan su legado con su más reciente producción, Firepower, un álbum que se esperaba con el clásico sonido de Judas Priest por tener una fórmula probada durante más de 40 años y porque la tendencia musical nos ha llevado a “subestimar” a estas legendarias bandas –pensando en que su grandeza la construyeron sin necesitar más. Sin embargo, el décimo octavo disco de su carrera es energético. La madurez y experiencia de la banda no se notan en Firepower, pero es algo que se les agradece porque es como si quisieran comerse al mundo de nuevo. Platicamos con Richie Faulkner, el miembro más joven de la banda, para compartirnos lo que hay en torno al nuevo álbum y gira de Judas Priest, una de las bandas más icónicas en la historia del metal.

“Hay dos palabras que describen a Judas Priest hoy en día. Una es ‘inspiración’ y la otra, definitivamente es ‘conexión’. Desde que surgió el plan de hacer música nueva y recorrer el planeta, todo el mundo se emocionó como si hubiera sido la primera vez que saldríamos de gira. Las ideas comenzaron a fluir, las piezas se acomodaron y la conexión que hubo entre todos fue increíble; los ánimos estaban a tope pero necesitábamos algo que nos hiciera regresar al trabajo, hacer a un lado la emoción y centrarnos en lo que queríamos. Fue cuando llegó la inspiración. Y no en término creativo, sino en contagiarse y lograr una reacción en cadena, lo que cada uno de nosotros estaba haciendo con su instrumento. Ver lo que hacía cada integrante llenó el ambiente de energía y estuvimos hambrientos de expresarle al mundo lo que teníamos para él”, comenta el guitarrista.

Aquel lejano 2011 es un recuerdo presente para Richie Faulkner. Marcó la partida del legendario guitarrista y fundador de la banda, K.K. Downing –tras problemas con los miembros del grupo– y la contratación temporal de un músico que aparentemente sólo cumpliría con las fechas pactadas con Downing en la alineación para seguir con el Epitaph World Tour que aparentemente sería su gira de despedida. Sin embargo, un DVD en vivo y los extraordinarios resultados obtenidos en dicha gira, inyectaron nuevos bríos a Judas Priest y anunciaron su disco 17 con grandes expectativas (Redeemer of Soul, 2014) y con un miembro permanente en la alineación. Faulkner ya no era el suplente, el músico contratado, ya era el guitarrista de Judas Priest cuando todo parecía que iba a terminar. Hoy, Richie nos cuenta cómo han sido todos estos años al lado de los maestros del metal británico.



comments powered by Disqus