La accidental obra maestra de Dylan


Cómo ‘The Basement Tapes’ fueron grabadas, perdidas y, finalmente, lanzadas.


POR Staff Rolling Stone México  



Cómo ‘The Basement Tapes’ fueron grabadas, perdidas y, finalmente, lanzadas.

Por David Browne

Cierto día a finales de 1967 o principios de 1968, sally grossman estaba en casa, muy cerca de Woodstock, cuando Garth Hudson se presentó sin previo aviso. Hudson, el barbudo tecladista de The Hawks, el grupo de apoyo de Bob Dylan, traía una carretilla y encima de ella una gran caja de madera de pino que él mismo había construido. Él mismo había acomodado, al interior de la caja, una gran pila de cintas de carrete. “Estaba llena de cintas”, recuerda Grossman, viuda del manager de Dylan, Albert Grossman. “Y Garth me pidió que cuidara de las cintas, pues él pensaba ausentarse un tiempo”.

Hudson se enfrascó los siguientes meses en la grabación del álbum Music From Big Pink, un hito para The Hawks, que para entonces ya habían cambiado su nombre a The Band. A Grossman le dijo que podía escuchar las cintas si así lo deseaba. Así que ella decidió meter mano en la caja. Lo que escuchó la dejó pasmada. “Material grandioso”, dice. Algunos de los vecinos de Woodstock que orbitaban alrededor de Dylan experimentaron epifanías de la misma magnitud. Happy Traum –un músico y camarada de Dylan proveniente de la
escena folk de Greenwich Village– recuerda una reunión durante la cual Richard Manuel de The Hawks se sentó al piano y comenzó a tocar una espléndida balada: “I Shall Be Released”. Rick Danko, compañero de banda de Manuel, se sumó para crear armonías. “Fue entonces cuando todos guardaron silencio”, dice Traum. “Y enseguida exclamaron, ‘Oh, Dios, ¿qué estás tocando?’”.

Tras el lanzamiento de Blonde on Blonde en mayo de 1966, el artista había pasado un año y medio sin publicar música nueva, toda una vida para el mundillo del pop de los años sesenta. Pero con estos temas, Dylan había renacido. Algunas de las canciones –“I Shall Be Released”, “This Wheel’s on Fire”, “You Ain’t Goin’ Nowhere”– llegarían a convertirse en algunas de las más conocidas de su repertorio, con numerosos artistas haciendo sus propias versiones.





comments powered by Disqus