En su totalidad


Conoce Music Complete de New Order, en voz de Phil Cunningham y Tom Chapman.


POR Valeria Villegas  



New order

Es imposible regatear el mérito de la reinvención al ensamble británico conformado por Bernard Sumner, Gillian Gilbert, Stephen Morris, Phil Cunningham y Tom Chapman: Tras la salida del bajista y miembro fundador Peter Hook y la entrada de Chapman en su lugar, las expectativas con respecto al disco crecieron… y la banda logró superarlas con gracia. La historicidad de New Order se hace presente en Music Complete, una producción de tintes bailables que también sabe hacer tributo a los antecedentes de la banda y mira hacia el futuro.

Pese al sentido de efervescencia pop y dance que tracks como “Tutti Frutti” aportan, el carácter original de la banda que realineó a los ex miembros de Joy Division tras el fallecimiento de Ian Curtis se mantiene patente en la composición. Cunningham atribuye esta consciencia de historicidad al ingenio de Sumner: “Creo que Bernard logró canalizar esto e hizo un maravilloso trabajo, porque escribir algo y no repetirte es difícil cuando te has dedicado a esto por tanto tiempo. Afortunadamente yo soy un humilde guitarrista, así que no conozco esas dificultades [risas]”.

El resultado de esta unión de consagrados y sangre nuevo es el disco bailable que, en palabras concretas de Cunningham, buscaban desde un inicio, pese a que el guitarrista también atribuye ciertos tintes a lo Joy Division a la militancia de Morris y Sumner en el legendario ensamble de Manchester. La apertura de la banda es más evidente que nunca, y aunque Cunningham –involucrado previamente en grupos como Marion y el ensamble de rock alternativo Bad Liutenant, al lado de Bernard Sumner– sueña con colaborar con intérpretes como Neil Young, el estira y afloja en negociación con el pasado y futuro de la música británica hizo que el nombre del legendario guitarrista de Led Zeppelin circulara entre los probables colaboradores. Confiesa Cunningham: “Hubo también un punto en el que Bernard quiso involucrar a Jimmy Page en el proceso, y sería algo súper interesante. Jimmy Page con New Order… Pero cosas más extrañas han sucedido… [risas]”.

Por su parte, el miembro que se integró más recientemente, el bajista Tom Chapman, habla de este álbum como el producto de un proceso disfrutable cuya duración –dos años y medio, aproximadamente– refinó su sonido. “Es como construir un coche, toma mucho tiempo lograrlo. Fue un poco complicado porque fuimos de gira durante ese periodo, así que eso ralentizó el proceso de escribir el disco, pero valió la pena”, apunta. A lo largo de esos dos años y medio que los vieron ir y venir entre ideas, la banda se dio a la tarea de grabar maquetas en sus teléfonos durante los soundchecks, a pesar de que, puntualiza Chapman, “Por lo general nos encontrábamos con que esas ideas eran basura. Cuando estás de gira parece que estás usando un canal distinto en tu cerebro, uno que lidia con emociones y repetición, y cuando escribes tienes que abrir un canal creativo en el cerebro, lo cual es totalmente diferente”, afirma. “He intentado distanciarme un poco del disco, escuchándolo de principio a fin me encuentro con que es muy diverso, parece ser New Order regresando un poco a lo que habían hecho a finales de los años ochenta. Eso me hizo sonreír porque fue un periodo en el que la banda llegó a la cumbre y la gente nos lo ha hecho notar también. Es una sensación agradable que la gente lo vea así”, puntualiza el bajista.

Pero no todo es Music Complete. La vida creativa de estos dos elementos de New Order y su impulso para crear resulta fascinante desde varios ángulos. Aquí, tres verdades que nos confesaron en el marco del lanzamiento del disco.

LA SALIDA DE PETER HOOK
“Siento que lo interesante de New Order es que tiene una gran historia. Las cosas siguen cambiando, ¿sabes? La alineación actual es también muy interesante. Obviamente, muchas personas extrañan a Peter Hook y es comprensible, su manera de tocar era parte esencial del sonido de la banda, pero creo que la dirección en la que nos hemos ido moviendo con estas canciones, espero, será disfrutada por la gente”. –Phil Cunningham

“He intentado integrar mi manera de tocar en las canciones del nuevo álbum y también era importante para New Order que un nuevo miembro aportara cosas diferentes. Sin embargo, he intentado mantenerme fiel al estilo de la banda. Tienes que adaptarte y ser consistente con lo que los otros estaban escribiendo antes. Creo que estar en una banda también se trata de negociar y llegar a acuerdos de modo tal que puedas compartir tus ideas, si no quieres hacer eso, tendrías que ser un intérprete solista y no responderle a nadie [risas]. [Cuando se integró]: Hicimos dos conciertos de caridad para Michael Shamberg, quien estaba muy enfermo en ese entonces. Estaba nerviosísimo, porque no sabíamos qué reacción tendrían los fans. Pero fue fantástico. Los fans han sido increíbles: Si todavía van a vernos tocar, algo debemos estar haciendo bien [risas]. Fue genial, una sensación formidable. Todavía lo es. Me encanta ir de gira con New Order, es un verdadero honor”. –Tom Chapman

SONIDOS QUE MARCAN
“Probablemente me daría vergüenza revelar cuáles fueron mis primeros discos [risas]… Creo que tendría unos cuatro años cuando que me prendé de una rola de Paul McCartney con Wings [risas]… De hecho, ¡olvida que dije eso! Realmente fue The Clash. Era muy fan. Escuchaba mucho punk, porque mucha gente que me rodeaba escuchaba eso, así que durante varios años tuve una fascinación con The Buzzcocks, Sex Pistols y todo lo que era punk. Tener la oportunidad de trabajar con Iggy en el disco fue increíble, porque siempre fui mega fan de The Stooges y todo su trabajo, Raw Power es uno de mis discos favoritos”. –Phil Cunningham

“Cuando escuché Meat is Murder de The Smiths por primera vez supe que quería ser músico. Creo que la música anterior a ellos era irrelevante para mí, era pop con el que crecí y que realmente no me importaba tanto. Pero cuando me encontré con The Smiths fue que tuve esa epifanía, algo que me llevó por el camino para crear música. Ese fue el disco que cambió mi vida por completo”. –Tom Chapman

LA M DE MANCHESTER: MÚSICA
“Soy de un pequeño pueblo llamado Macclesfield a las afueras de Manchester, así que había tenido su música alrededor. Crecí tocando en varias bandas y para mí había sido una inspiración, en particular porque me gustaban esas cosas desde los días de Joy Division. Fue genial tener la oportunidad de unirme a la banda, trabajar con ellos y formar parte de su historia en cierto modo. Ha sido muy interesante durante estos casi 15 años, pero se siente como si hubiera pasado más tiempo… Es un buen rato [risas]” –Phil Cunningham

“Era fan de Joy Division, y de hecho me mudé a Manchester porque era fan de la música que de ahí estaba saliendo. […] No sé a qué se deba, pero Manchester tiene un sonido único. No sé si sea el clima, los alrededores, pero he sido muy afortunado al poder viajar por el mundo al lado de New Order. Puedo decir que he estado en varias ciudades increíbles que producen música notable, pero nada se compara con Manchester. Es muy extraño, pero varias bandas buenas han salido de ahí. El clima tal vez tiene que ver, estamos al norte de Inglaterra y la mayor parte del tiempo preferimos quedarnos en casa. Tal vez si viviera en California, la cosa sería muy distinta al escribir música, no me puedo imaginar escribir cosas tristes en Los Ángeles”. –Tom Chapman

BANNER 2




comments powered by Disqus