Ni tanto que queme a El Santo


Ni tanto que queme a El Santo. ‘El vampiro y el sexo’ otra vez, a la bodega


POR Staff Rolling Stone México  



Ni tanto que queme a El Santo. ‘El vampiro y el sexo’ otra vez, a la bodega

‘El vampiro y el sexo’ otra vez, a la bodega
Por José Xavier Návar

562389302_01762bcf90_o-716547Como final de un thriller cuya truculenta historia se puede seguir en los números de Rolling Stone 28 (febrero, 2005) y 42 (abril, 2006); de la misma bodega de películas (la de Guillermo Calderón Stell) de donde salió para ser restaurada en la Filmoteca de la UNAM, y luego ser prohibida en el reciente Festival de Cine de Guadalajara, ha vuelto para ser guardada indefinidamente, luego de que el peor enemigo de la imagen de El Santo: El Hijo de El Santo (y esto no lo afirmo nada más yo, sino que desde hace tiempo es vox populi), impidió la exhibición de la versión a color alterna de Santo en el tesoro de Drácula, dirigida por René Cardona Sr., en 1968.

Primero, Iván Trujillo, director del festival, se quedó perplejo cuando explicó que el hijo del plateado consideró que se trataba de una película armada, además de que dañaba la imagen de su padre. Y como se puso moralista, alegando que esta vez no se trataba de dinero, sino de proteger la imagen de su progenitor, la que incluso se ha vuelto caricatura (Cartoon Network) y, dicho sea de paso, también marca registrada y fuente de ingresos. Ante la polémica y el fuego de la noticia, atizado por los medios, más el enojo de Guillermo del Toro, curador de la sección dedicada a los vampiros, “El Género a lo Largo del Tiempo”, fue cancelada por el Festival.

ControlCenter2El mito de la peli, debido a unos pecaminosos stills de la época (1968), donde algunas vedetes buenérrimas (Magali, Paulette, Diana Arriaga, Jessica Rivano, Sonia Aguilar… pura mon mamacit, como diría Mauricio Garcés) en calidad de vampiras, mostraban generosamente senos, nalgas y algo más, corrió libremente como leyenda urbana desde 1980. Hoy, 31 años después, la película, de la que Viviana García Besné, nieta de Calderón Steel, destapó parte de un rollo en el muy recomendable documental Perdida (una historia alternativa del cine mexicano, desde la perspectiva del cine de los Calderón y de su abuelo, inventor de la trilogía de La momia azteca y del gozoso Cine de Ficheras) podría ser objeto de un nuevo programa de los de Tabu, de Nat Geo.

ControlCenter2¡¿Quién dijo que… qué quiso decir…?!
¡Que alguien me explique!

Entre los muchos dimes y diretes que se dijeron y publicaron sobre El vampiro y el sexo, hay algunos antológicos que, deberían de ser, calificados como aquellas perlas cultivadas con las que Raúl Prieto, “Nikito Nipongo”, hacía gozar a sus lectores. He aquí algunas:

Para El Hijo de El Santo, la cancelación de la proyección de El vampiro y el sexo, se trata de un asunto de moral y principios, pues se trata de la violación de una obra original (¿?) de la que no se tiene permiso (¿?)”. Gabriela Obregón, esposa y manager de El Hijo de El Santo (El Universal, 29 abril, del 2011).

“No es por falta de permisos, sino que se trata de la mutilación a una obra (¿?) para dañar la imagen de El Santo y mostrarlo como una figura desmitificada y orillada hacia el sexo (¿?)”. Gabriela Obregón (El Universal, 29 abril, del 2011).

“Esto no es por cuestión de derechos ni de dinero, es, simplemente, porque cuando mi padre filmó En El tesoro de Drácula, con Aldo Monti y el “Caballo” Rojas, don Guillermo Calderón, que era su socio, le propuso hacer una versión de adultos para Europa, pero mi papá le dijo que no”. El Hijo de El Santo (Reforma, 29 de abril, 2011).

“Calderón hizo unas escenas con (Aldo) Monti y las vampiras desnudas, a las que titula El vampiro y el sexo, más no El Santo, el vampiro y el sexo , ni Santo contra el vampiro y el sexo”. El Hijo de El Santo (Reforma, 29 de abril, del 2011).

“La Película no es nueva, sino una versión paralela de la original”. Francisco Gaytán, responsable del rescate y restauración de El vampiro y el sexo, para la Filmoteca de la UNAM. “Me parece totalmente extraño que diga (el Hijo) eso: que arruina la imagen de El Santo, porque en esa época se usaba filmar una versión familiar y otra para adultos de la misma película, que se distribuía principalmente en Europa” (Reforma, 29 de abril, del 2011).

“Escuché que el director del Festival, Iván Trujillo, dijo que vería la posibilidad de llegar a un arreglo económico conmigo, pero no me interesa ni a mí ni a mis hermanos prostituir a mi papá”. El Hijo de El Santo (Reforma, 29 de abril del 2011). Que conste, porque a la hora del billete, hasta un paralítico es capaz de correr los 100 metros planos.

“A todo el pueblo de México: Exigimos que El Hijo de El Santo aguante vara y no se deje cuchilear por la recua de libertinos que quieren exhibir la cinta El vampiro y el sexo, donde aparecen vampiresas chichonas y bien buenotas en traje de los 400 pueblos. Santo Junior, confiamos en que triunfe la moral. Atte: Fundación Mochilas al Hombro, Colectivo Serrano Limón, Las Beatas de las Lomas y 100 firmas más” (QRR, Milenio).

“Nadie como él (Hijo de El Santo) ha sido el encargado de destruir la herencia del cine de su padre, que es parte vital de la cinematografía nacional, y nadie menos enterado de que un personaje de la estatura de El Santo no le pertenece a una sola persona, sino a su público, a la gente que le permitió convertirse en ídolo, al pueblo del que salió para ser estrella”. Luis Resendiz (Milenio, El Ángel Exterminador, miércoles 30 de marzo del 2011).

Primero, El Santito negó que su papá hubiera filmado escenas con mujeres desnudas. Luego dijo que El vampiro y el sexo no existía y que nunca se exhibió en el extranjero (por eso aquí publicamos la cartelera de la ciudad de Nueva York, donde se exhibió en la Gran Manzana). Pero todavía faltaba lo mejor: Insólitamente, el viernes 1 de abril, en el periódico El Metro, en una nota bastante gráfica, firmada por Jorge Marrón, salieron a la luz unas fotos bastante subidas de tono de El Santo (padre) en pleno agasajo con una dama pechos de fuera, a la que parece —para no herir susceptibilidades ni mancillar morales dobles o sencillas— estar dándole respiración de boca a boca. En otra fotografía, en un auto, El Enmascarado de Plata, de traje y máscara de zíper, platica con otra mujer que le enseña los senos.

Santo NY

Las imágenes, que según la publicación pertenecen a la cinta El vampiro y el sexo, obviamente no corresponden a la mencionada película (son más bien de otra peli; presumiblemente de Operación 67), pero a su lado, las de El vampiro y el sexo –en donde nunca aparece, ni por casualidad El Santo, sino que el único que goza a las malvadamente buenas es Aldo Monti; incluso hasta le succiona sin el menor pudor un seno a Noelia Noel— parecen unas hermanas de la caridad.

¿Y qué dijo el hijo?

ControlCenter2En lugar de hacerla de tos, como es su costumbre, El Santito nos salió ahora con que ve el asunto con humor, con otra perla, que registró en entrevista María de Lourdes Torrano, en ¡Hey! de Milenio (7 de abril del 2011): “Esas fotos las tengo, son viejitas y maltratadas, pero yo decidí guardarlas por respeto. Ya las exhibieron, las publicaron, pero creo que no pasó nada, incluso hoy podría decir lo malo que hubiera sido ver a mi padre abrazado de Jorge Rivero o besándose con él; pero si está abrazado a una mujer bellísima (bueno la verdad no sabemos ni quien es la güera, ni como está. N. de la R), yo no me espanto”.

¿Entonces por qué se espanta, hace panchos y acude a la moral, diciendo que no es asunto de dinero, sino de principios y no quiere que se exhiba El vampiro y el sexo?, cuando su papá ni vela en el entierro tiene, en las escenas mini-soft-porno, entre Drácula Monti y la vampiriza en cueros.

¡Gulp!

Santo y Vampiro y el Sexo 1968 lobbyPor si quedara alguna duda de quién es este hijo, una última perla, la mejor: “Lo único que ha hecho El Hijo de El Santo, es enaltecer el nombre de El Santo, hacerle homenajes, su figura de cera, su estatua de bronce en Tepito. Yo trabajo para que El Santo siga brillando, pero si la gente cree que yo hago esto por dinero, les digo que no genera dinero, al contrario, pero lo hago con cariño y gratitud hacia mi padre”. (María de Lourdes Torrano en ¡Hey! Milenio, 7 de abril del 2011).



comments powered by Disqus