¡Adios Tijuana!


El fin de la era Nortec. Pepe Mogt y Ramón Amezcua han decidido que Motel Baja marcará un final


POR Staff Rolling Stone México  



El fin de la era Nortec. Pepe Mogt y Ramón Amezcua han decidido que Motel Baja marcará un final

Por @Andrés Díaz
Foto: Josué Castro.

Así como hay claros signos con los que la naturaleza nos murmura (y a veces grita) sobre un inminente colapso, la música está pasando por una situación muy similar. Esto gracias a que la tecnología está convirtiendo la realidad en un aparente mundo utópico, un Olimpo en donde jóvenes creadores se convierten en dioses gracias a que poseen computadoras que convierten sus ideas –algunas intrascendentes y otras geniales– en música.

Esta situación provocó una profunda reflexión en Pepe Mogt y Ramón Amezcua, por lo que han decidido que el próximo disco de Nortec, Motel Baja, marcará un final… y vaya final: “En su momento, Nortec era una novedad y todos decían: ‘¿Por qué están mezclando esto?’. Antes era controversial y ahora no. Ya todos mezclan cumbia o cosas guapachosas como si fuera fiesta de 15 años”, nos dice Fussible sin un dejo de sarcasmo, burla o enojo, más bien decidido y contento por cerrar el mejor ciclo de su vida, mismo que seguramente lo inmortalizará.

Antes de indagar sobre este punto final, viajemos 15 años atrás. Había una fuerte nostalgia por el fin de milenio y la música electrónica era la tendencia dominante. En la esquina del mundo, como bien describía Tijuana No! a su ciudad natal, se creó algo que afectaría a la música actual: “El concepto consistía en deconstruir el sonido de la música norteña y de banda para transformarlo en otra cosa, en algo útil. La mayoría de la gente que estaba en el circuito de techno o breakbeat no creía en Nortec. A nosotros nos chiflaron en un inicio. Incluso nos pedían que no tocáramos Nortec y que mejor nos presentáramos como Fussible o Bostich, pero ya con chela en mano les poníamos esta mezcla y nadie se quejaba”, recuerda Ramón.






comments powered by Disqus