Phil Collins


El cantante habla sobre los críticos que lo odian y los raperos que lo aman.


POR Staff Rolling Stone México  



Por Andy Greene.

Durante un largo tiempo, Phil Collins era la botana favorita de muchos. Los fans de la vieja escuela de Genesis lo culparon por alejar al grupo de sus raíces progre. Los críticos desacreditaron sus éxitos de los años ochenta como payasadas derivativas, y los fans que ganó durante esa década se alejaron de él durante los años noventa.

“La gente te juzga por los hits”, dice relajándose en la habitación principal de su mansión de Miami Beach. “Así que cuando ‘Against All Odds’ suena en la radio, o ‘Separate Lives’ está en rotación una y otra vez, se convierten en tu sello”.

Pero ahora Collins, de 65 años de edad, ha reído al último: Una nueva generación está descubriendo su música, y artistas que van desde Lorde hasta Pharrell Wiliams lo han citado entre sus influencias.

BANNER CONTINÚA 155




comments powered by Disqus