Archivo de la etiqueta: Donald Trump

“El punk se ha gentrificado”: Marky Ramone en México


El exintegrante de la mítica banda punk se presentará el próximo 13 de diciembre en El Plaza Condesa para interpretar los mejores éxitos de los Ramones.


POR Héctor Elí Murguía  



“El punk se ha gentrificado”: Marky Ramone en México

Marky Ramone, baterista conocido por formar parte de la alineación de los Ramones desde 1978, regresará a Ciudad de México después de tocar el año pasado en el Vive Latino para ofrecer un show que alimente la nostalgia de todos los seguidores del punk.

Con motivo de esta visita, hablamos con él sobre sus inicios, cómo se ha transformado el concepto del género musical y cuál es su problema en la actualidad, así como de sus principales virtudes como músico.

Acerca de sus más vibrantes recuerdos del nacimiento de la escena punk en Estados Unidos, Marky comenta: “mi primer disco lo grabé en la preparatoria con Dust, una de las primeras bandas que tocaba en el CBGB”, la meca de ese movimiento musical del cual emergieron bandas como Talking Heads, Patti Smith, Television, Blondie, entre otros.

“Nos separamos. Técnicamente no teníamos los mejores músicos pero sí un estilo muy particular. Después entré a The Voidoids, donde pude encontrar la energía que necesitaba”, menciona. Antes de entrar a los Ramones y adoptar el apellido que hoy mantiene, Marky destacó en la escena neoyorquina al ser considerado para reemplazar a Billy Murcia, baterista de The New York Dolls que falleció en 1972.

Dentro de su lista de canciones propias favoritas, el músico conserva “Blank Generation”, un track que compuso junto al guitarrista Johnny Thunders, “I Wanna Be Sedated”, “Rock And Roll High School”, “The KKK took my baby away” y “Pet Sematary”.

“Siempre trataba de tocar distinto. No me obstinaba con una sola idea de cómo hacerlo. Intentaba aprender de escuchar todo tipo de música; desde bandas como Yes hasta blues, música clásica, lo que venía de la invasión británica. Todo para aprender y encontrar así mi sello personal”, señala.

Sobre Yes, representantes del rock progresivo —género que veía emerger algunas de sus más grandes obras al mismo tiempo que el punk— y el contraste que existía en los años setenta, donde también brotaron estilos como el disco y hasta el glam, Marky agrega: “El punk se trata de decir lo que dices en solo cuatro instrumentos. Es una suma de poderes sin pretensión a comparación de otro tipo de música como el progresivo, Emerson Lake & Palmer y esas cosas”.

“El punk se ha gentrificado. Hay muchos que se visten con Converse, tienen tatuajes y usan lentes oscuros y eso no es ser punk, así no funciona”, señala sobre la concepción de todo un movimiento social del cual se considera un personaje histórico.

“Hay muchas bandas de punk que son reales por lo que dicen, pero hay otras que no. Algunos que se involucran en el ámbito social y político, pero todo lo que tienen que decir está relacionado con el odio y eso no está bien”, menciona sobre la gestación de nuevas agrupaciones del género. “Por supuesto, tiene algo que ver con esta administración (el gobierno de Donald Trump). Los (supremacistas) blancos y el KKK están sobre nosotros, rodean la escena y de eso no se trata el punk”.

Sobre cómo formar un estilo único, Marky es enfático cuando es cuestionado sobre la originalidad de bandas como Greta Van Fleet, que ha sido criticada por imitar el sonido de bandas de la antigüedad como Led Zeppelin: “No me gusta que las bandas copien a otras bandas, cada quien debería tener su propio estilo. No me importa quien sea, no habrá otro Led Zeppelin, así que si ellos le copian a Led Zepp muy bien, pero deberían mostrar un poco de su propia personalidad”.

“Escuchar de todo forma de pronto tu estilo, tu propia personalidad. No es una sola persona diciéndote qué hacer, nunca me gustaron los maestros, pero por mi cuenta escuchando mi radio, así empecé”, concluye el baterista.


Eminem estrena el video de “Fall”


Este es uno de los temas que conforman ‘Kamikaze’, el décimo y nuevo álbum de estudio del rapero estadounidense.


POR Shanick Mota  



Eminem estrena el video de “Fall”

Después de lanzar de forma sorpresiva su décimo material discográfico —al cual decidió llamar Kamikaze—, Eminem compartió el video oficial de uno de los trece temas que forman parte de este disco. Se trata de “Fall”, pieza escrita por el rapero junto a Michael Williams II, Luis Resto, BJ Burton y Justin Vernon (de Bon Iver), bajo la producción de “Slim Shady” y Mike Will Made It.

Vernon también prestó su voz para los coros de esta pieza. En días pasados, el músico nacido en Wisconsin tuiteó su postura ante la canción, argumentando que no estaba de acuerdo con el mensaje que transmite la pista. Vernon habló con Eminem para poder modificar la letra de “Fall”, pero el rapero se rehusó, provocando que Justin se arrepintiera de colaborar con Eminem y mencionó que “estaba equivocado”.

El audiovisual de “Fall” muestra a Marshall leyendo mensajes negativos acerca de su nuevo trabajo, mismos comentarios que se convierten en una lúgubre figura que lo persigue por distintos puntos de una ciudad. El video culmina con el rapero pisando y rompiendo su LP del 2017 Revival.

“Ya saben, todos me han estado diciendo lo que piensan de mí en los últimos meses. Tal vez es hora de que les diga lo que pienso sobre ellos…”, comentó Eminem en una declaración, haciendo referencia en su video a los medios de comunicación.

Kamikaze fue producido por Dr. Dre y el mismo Mathers. Es un álbum que contiene 13 canciones y colaboraciones con artistas como Jessie Reyez, Royce Da 5’9 y Joyner Lucas. Este material ya se encuentra disponible en plataformas de streaming y puede ordenarse en formato físico a través de este enlace.

Mira “Fall”, el nuevo video de Eminem:


Escucha ‘Kamikaze’, el nuevo álbum de Eminem


El rapero nacido en Misuri sorprendió a sus fanáticos con el estreno inesperado de su décimo LP.


POR Jonathan Matamoros  



Foto: cortesía de Universal Music

Escucha ‘Kamikaze’, el nuevo álbum de Eminem

Eminem compartió un nuevo álbum de manera sorpresiva. El décimo material discográfico del rapero nacido en Misuri llega a tan sólo ocho meses desde el estreno de Revival, el cual no fue tan bien recibido por sus fanáticos. Dentro de los 13 tracks que conforman Kamikaze, se encuentra un tema hecho especialmente para Venom, la próxima cinta del famoso antihéroe de Marvel que es protagonizada por Tom Hardy.

La producción de Kamikaze estuvo a cargo de Eminem y Dr. Dre. Jessie Reyez, Royce Da 5’9 y Joyner Lucas son algunos de los actos invitados. Además, figuras como Justin Vernon de Bon Iver, Kendrick Lamar y Little Dragon colaboraron en la elaboración de algunos temas.

Esta es la lista de canciones y el arte de Kamikaze:

1. “The Ringer”
2. “Greatest”
3. “Lucky You” (con Joyner Lucas)
4. “Paul – Skit”
5. “Normal”
6. “Em Calls Paul – Skit”
7. “Stepping Stone”
8. “Not Alike” (con Royce Da 5’9′)
9. “Fall”
10. “Kamikaze”
11. “Nice Guy” (con Jessie Reyez)
12. “Good Guy” (con Jessie Reyez)
13. “Venom” (Music from the Motion Picture)

La portada de Kamikaze hace referencia a Licensed to Ill, disco de Beastie Boys que fue estrenado en 1986. Dentro de este nuevo álbum, “Slim Shady” hace referencia a diferentes personalidades como Donald Trump, Die Antwoord, Lil Xan, Tyler, The Creator, Kendrick Lamar, J. Cole y muchos más.

Escucha Kamikaze, el nuevo álbum de Eminem:


Ser “fifí” en tiempos de AMLO


Más allá de las acusaciones del periódico Reforma, hay una peligrosa realidad oculta en las palabras del candidato.


POR Jovel Álvarez  



Foto: Wikimedia Commons/Eneas De Troya.

Ser “fifí” en tiempos de AMLO

Digan lo que digan, siempre será llamativa la forma en que Andrés Manuel López Obrador descalifica a la prensa que cuestiona el aura inmaculada que ha construido alrededor de sus partidos.

Una investigación del periódico Reforma aseguró que el Movimiento de Regeneración Nacional (MORENA), facturó $58 millones de pesos por la impresión de 20 mil ejemplares del diario del partido. Este trámite lo habría hecho una presunta empresa fantasma llamada Benefak, que ya ha sido investigada por la Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

Según Reforma, semejante inversión habría significado un costo de $3 mil pesos por cada ejemplar, siendo que el costo real de una impresión de esta naturaleza ronda los 80 centavos por unidad. Dicho esto, el partido entonces presidido por Andrés Manuel López Obrador habría incurrido en un acto de flagrante corrupción. El periódico Regeneración se sacudió de las acusaciones asegurando que Reforma había agregado tres ceros a la ecuación y que en realidad se facturaron $58 mil pesos por dichas impresiones.

El INE aseguró que no hay una investigación en curso por este caso, y Andrés Manuel salió de inmediato a la caza del Reforma calificándolo de prensa “fifí” y conservadora. Sus seguidores despertaron y se volcaron contra el periódico y la “prensa vendida”.

Sobre la veracidad de la información publicada por Reforma o de la respuesta dada por Regeneración, se pueden tener decenas de interpretaciones. Sin embargo, hay un tema aquí que pasa desapercibido: toda respuesta en tono beligerante en contra de la prensa invita a ejercer violencia y rechazo hacia la labor periodística, ya lacerada en la sociedad mexicana durante años.

Hay una cosa de la que no se da cuenta el llamado “Mesías de Macuspana”: el ejercicio periodístico en México es uno de los más peligrosos del mundo. Más de 120 periodistas han sido asesinados durante los sexenios panistas y priísta del presente siglo, y parte del cambio que muchos esperan de un eventual mandato del izquierdista es la generación de un ambiente de libertad de expresión.

La reacción de AMLO se da al mejor estilo Trump-CNN.

Responda, señor López Obrador, defiéndase con papeles o acepte sus errores, pero no promueva el ideal de un México unido cuando coloca a sus seguidores en contra de la prensa opositora. Si lo que espera es una prensa complaciente, la verdad no veo mucha diferencia en su enfoque con respecto al de Enrique Peña Nieto. No quiero poner a Venezuela como ejemplo de comportamientos antidemocráticos en contra de los periodistas, pero supongo que con esta mención ya lo hice. Parece que si usted llega a Los Pinos, la prensa seguirá yéndose a la chingada.


Peña: siempre tarde


Enrique Peña Nieto hace gala de su reloj descompuesto mientras Melania Trump aprende una lección.


POR Jovel Álvarez  



Foto: Wikimedia Commons / Presidencia de la República.

Peña: siempre tarde

Hay personas que son víctimas del escarnio público una vez y aprenden la lección para evitar una segunda. Melania Trump visitó esta mañana un centro de detención infantil en Texas. Su viaje se da a menos de 24 horas después de que su esposo diera marcha atrás a la política de separación de familias. Buen timing, considerando que mientras la medida estaba en pie, Melania tomó distancia y repudió la medida.

Hace unos meses vimos a la primera dama visitar la zona afectada por el huracán Harvey en unos tacones de aguja que fueron objeto de burla durante días. Esta vez, la esposa de Trump llevó unos tenis blancos y se ahorró la horda de memes que esperan cualquier movimiento en falso para desatarse. ¡Bien Melania, vas mejorando!

Por otro lado, tenemos a Enrique, el hombre más bulleado por las redes en los últimos seis años. Me gusta llamarle “El príncipe del timing”.

Recuerdo que en agosto de 2016, mientras Estados Unidos vivía lo mejor de sus campañas, México perdía a Juan Gabriel. Yo estaba en el Palacio de Bellas Artes cubriendo las honras fúnebres populares, cuando una alerta sonó en los teléfonos de los colegas estadounidenses: “Trump is comming to Mexico tomorrow. Peña Nieto invited him”. Todos nos vimos con absoluta confusión.

Al día siguiente, México recibía en Los Pinos al hombre que emprendió una campaña de descalificativos en contra del país y la portó como bandera durante toda la campaña. Algo estaba mal. Algo no funcionó en esa ecuación. Ese es el gran fallo de Peña: el timing.

La respuesta que todos esperábamos del mandatario llegó dos años tarde, cuando publicó un video en el que aseguraba que nada se pondría por encima de la dignidad de México. Días más tarde, este tuit:

Vaya burla… Después de dos años de humillaciones, el presidente de todas y todos los mexicanos decide ser firme.

Ayer, en medio del escándalo por la separación de familias detenidas en la frontera me vi sorprendido por la pronta respuesta del presidente de Costa Rica ante esta situación. Sí, Costa Rica, que ni vela tiene en este entierro. La única respuesta del gobierno mexicano había sido emitida por el secretario de Relaciones Exteriores. Luis Videgaray había desestimado la gravedad de la situación en la frontera norte al considerar que los niños separados de sus padres no eran más del 1%. Justo el comentario que esas familias esperaban.

Revisé la cuenta de twitter de Peña y vi que su último tuit era este:

https://twitter.com/epn/status/1009285513164050432?s=21

El escenario era penoso, pero se volvió ridículo cuando Enrique Olvera, uno de los chefs mencionados en el tuit respondió:

Peña permaneció en silencio, y durante ese periodo de inactividad, Donald Trump tuvo tiempo de echar atrás su medida y hacer gala de su “compasión”. El rechazo de Enrique Peña Nieto llegó por la tarde, en la toma de posesión del presidente de Concanaco. Ahí, en una transmisión en circuito cerrado, el mandatario condenó cualquier trato inhumano hacia los migrantes.

Cuéntanos, Peña ¿quién es el encargado de tu timing político? Y cuando nos respondas dinos también ¿por qué no lo has corrido? Mientras el presidente intenta acertar en sus márgenes de tiempo, solo hay una cosa que nos puede alegrar: Melania ya aprendió (que le dé unas clases a EPN).


Reunión de egos suavizados: Kim Jong-un y Donald Trump


Se trata del primer encuentro entre un líder norcoreano y un presidente estadounidense en una historia de escabrosas relaciones bilaterales.


POR Jovel Álvarez  



Fotos: Wikimedia Commons.

Reunión de egos suavizados: Kim Jong-un y Donald Trump

Lo que hace solo un año parecía impensable ha sucedido esta mañana en Singapour. El presidente que había prometido “fuego y furia” contra Corea del Norte se reunió con un irreconocible Kim Jong-un, cuyos motivos para un cambio de actitud tan radical siguen siendo motivo de especulación.

El líder norcoreano y el presidente estadounidense, Donald Trump, se encontraron en la isla de Sentosa para revalorar la relación entre ambos países. El encuentro duró cuatro horas que se dividieron en un encuentro a solas, otro con sus delegaciones y una comida oficial. El contenido del acuerdo que regulará el acercamiento entre Estados Unidos y Corea del Norte debía permanecer en secreto. Sin embargo, alentado por la costumbre de mostrar en alto todos los documentos que firma, Trump dejó a la vista ante miles de cámaras los puntos pactados.

El escrito está formado por cuatro puntos. Los países se comprometen a establecer relaciones con un deseo de paz y prosperidad para ambas naciones. Además, Corea del Norte expresó su “firme e inquebrantable” compromiso con la completa desnuclearización de la península, mientras que Estados Unidos se comprometió a garantizar la seguridad del régimen. Los mandatarios acordaron también la recuperación de los restos de los prisioneros de Guerra y de los desaparecidos en combate durante la Guerra de Corea.

Kim Jong-un ha destacado que el camino para llegar a las conversaciones “no ha sido fácil” y que ambos mandatarios han tenido que sortear numerosos obstáculos y prejuicios para reunirse. “Acordamos un compromiso histórico y dejamos atrás el pasado. El mundo verá un cambio grande”, agregó el mandatario.

Pese a los puntos acordados durante esta reunión, lo cierto es que no hay una hoja de ruta concreta ni siquiera un calendario que permita prever medidas a corto o mediano plazo.

Por ahora, el gran ganador de esta reunión fue Kim Jong-un, quien dio un paso más en el camino que ha emprendido en busca del reconocimiento de la comunidad internacional a su régimen. Ello, sin embargo, no borra las serias acusaciones por violaciones a los Derechos Humanos que han pesado sobre Corea del Norte desde la Guerra Fría.

El mandatario estadounidense afirmó ante la prensa que invitaría a Kim a la Casa Blanca y antes de despedirse aprovechó para presumir al líder norcoreano el interior de su limusina blindada, también llamada “La Bestia”.


Trump vs. Trudeau: ¿Fin del TLC?


El presidente estadounidense arremetió contra el Primer Ministro canadiense y la Unión Europea antes de su reunión con Kim Jong-un.


POR Jovel Álvarez  



Foto: Wikimedia Commons/Oficina del presidente de Estados Unidos.

Trump vs. Trudeau: ¿Fin del TLC?

Fiel a su tradicional política, pensada para el siglo XXI, Donald Trump expresó en Twitter su disconformidad con los aliados de Estados Unidos en la OTAN, la Unión Europea y el primer ministro canadiense Justin Trudeau. Lo anterior tras la reunión del G7, misma de la que se marchó anticipadamente.

El mandatario estadounidense abandonó la declaración conjunta emitida por los países participantes en la cumbre al considerar que los firmantes querían sacar provecho de Estados Unidos en el comercio, y calificó los acuerdos de “comercio tonto”.

“Con base en las declaraciones falsas de Justin en su conferencia de prensa, y el hecho de que Canadá imponen enormes aranceles a los granjeros, trabajadores y compañías de EE.UU., he instruido a nuestros representantes a no ratificar la declaración mientras revisamos aranceles a los automóviles que inundan el mercado estadounidense”, tuiteó el presidente.

Trudeau afirmó durante una conferencia de prensa que Canadá “avanzará con medidas de represalia” el 1 de julio en respuesta a la decisión del gobierno de Trump de imponer aranceles a las importaciones de acero y aluminio de Canadá, la Unión Europea y México.

“Le dejé muy claro al presidente que esto no es algo que disfrutemos, pero sí algo que definitivamente haremos los canadienses. Somos educados, somos razonables, pero tampoco seremos intimidados”, dijo Trudeau.

La pregunta que queda en el aire es ¿qué pasará con el TLC?


Jack White le dedicó “Icky Thump” a Donald Trump


El cantante se pronunció nuevamente en contra del presidente de Estados Unidos.


POR Brenda Arriaga  



Foto: Instagram Jack White

Jack White le dedicó “Icky Thump” a Donald Trump

Jack White actuó en el Governors Ball durante este fin de semana y presentó los temas de su tercer álbum Boarding House Reach, además de algunos de sus clásicos como “Lazaretto”, “Hotel Yorba”, “Seven Nation Army” e “Icky Thump”. Esta última con una puntual dedicatoria para el actual presidente de los Estados Unidos: “¡Esto es para ti, Trump!, No puedes ser presidente de Estados Unidos y una prostituta también”, exclamó el músico, quien ha pronunciado en diversas ocasiones su rechazo a las políticas del mandatario.

“Icky Thump” es un tema que White estrenó con The White Stripes en 2007, el cual los llevó a ganar el Grammy a la Mejor Interpretación Rock. La letra de la pieza hace referencia a la discriminación que sufren los latinoamericanos en Estados Unidos. Aludiendo a ello, Jack pronuncia en una de las estrofas “Bueno, americanos, ¿que no tienen nada mejor que hacer?, ¿por qué no se apartan?, son inmigrantes también”.

En 2016, Jack White hizo pública su desaprobación a Donald Trump, cuando el entonces candidato a la presidencia de los Estados Unidos utilizó su tema “Seven Nation Army” durante su campaña electoral. Al respecto, el grupo emitió un comunicado donde aclaró la situación: “Referente al uso de ‘Seven Nation Army’ en un video de la campaña de Donald Trump, The White Stripes desea afirmar inequívocamente que no tienen nada que ver con este video. Estamos disgustados por esta asociación y por el uso ilegal de nuestra canción”. Además, la banda vendió camisetas con la leyenda “Icky Trump” durante la contienda presidencial.


Trump inicia una guerra comercial con México, Canadá y la Unión Europea


La medida impuesta por la administración de Trump ya afecta el tipo de cambio del peso frente al dólar estadounidense.


POR Staff Rolling Stone México  



Foto: Gage Skidmore / Creative Commons

Trump inicia una guerra comercial con México, Canadá y la Unión Europea

Wilbur Ross, Secretario de Comercio de los Estados Unidos, anunció el término de la exención arancelaria a las importaciones de acero y aluminio para México, Canadá y la Unión Europea. Esta decisión fue tomada por la administración de Donald Trump en respuesta al poco avance que ha resultado de la conversación entablada por los tres países miembros del TLCAN.

A partir del primer minuto de este viernes 1 de junio, el gobierno de Trump impondrá un gravamen del 25% y del 10% a las importaciones de acero y aluminio (respectivamente) provenientes de México, Canadá y los países miembros de la Unión Europa.

El presidente estadounidense había advertido de estas nuevas políticas proteccionistas desde marzo. Sin embargo, concedió una exención temporal de dos meses con el fin de incentivar la participación de las naciones involucradas en la renegociación del tratado comercial de Norteamérica con el objetivo de resolver las preocupaciones de la administración sobre el estado de la producción nacional de acero y aluminio.

La industria privada productora de aluminio y acero se ha mostrado crítica a la medida, pues consideran que la manufactura de Estados Unidos podría verse afectada.

Esta decisión de la administración estadounidense ya repercute de manera directa en el tipo de cambio del dólar, llevando al peso a su nivel más bajo desde marzo de 2017 con 20.05 unidades por dólar.

El Secretario de Economía de México, Ildefonso Guajardo, aseguró en un comunicado que “el gobierno de México reprueba categóricamente las medidas proteccionistas en acero y aluminio anunciadas por EUA, y responde de manera inmediata con medidas equivalentes a una lista de productos de ese país”. La Secretaría de Economía anunció la imposición de aranceles a diversos productos estadounidenses, asegurando que la medida “estará vigente hasta en tanto el gobierno estadounidense no elimine los aranceles impuestos”, no sin antes reiterar su apertura al diálogo con la administración de Estados Unidos.

Canadá respondió de forma similar, el Primer Ministro Justin Trudeau, anunció la aplicación de aranceles compensatorios por un valor de 12,800 millones de dólares sobre productos canadienses adquiridos por Estados Unidos. Así mismo, Jean-Claude Juncker declaró que la Comisión Europea denunciará a los Estados Unidos ante la Organización Mundial del Comercio, además de implantar “medidas de reequilibrio” para proteger la industria Europea.


Comentarista venezolano compara a AMLO con Hugo Chávez


El periodista dedicó una serie de tuits a la contienda electoral mexicana.


POR Staff Rolling Stone México  



Comentarista venezolano compara a AMLO con Hugo Chávez

Tony Cherchi vivió 12 años en México y considera nuestro país su segunda patria. El comentarista deportivo venezolano radica actualmente en los Estados Unidos y desde el país vecino siguió con atención el Segundo Debate Presidencial.

El periodista de Univisión Sports no dudó en utilizar su cuenta de Twitter para expresar su opinión sobre el candidato de Morena, Andrés Manuel López Obrador.


Cherchi recordó haber vivido la ruina de su país por una supuesta revolución y externó una invitación a los mexicanos para reflexionar su voto.


En la serie de tweets que dedicó al debate criticó que las preguntas de los moderadores se centraran en la figura de Donald Trump.


Los tuits de Cherchi se enmarcan en un fin de semana convulso para la política venezolana, pues Nicolás Maduro se reeligió en unas elecciones calificadas de fraudulentas por la oposición y la comunidad internacional.


Kanye West lanza dos nuevos sencillos y revela detalles sobre su próximo material discográfico


El también productor continua haciendo público su apoyo a Donald Trump a través de redes sociales y aprovechó para compartir los detalles de su próximo LP.


POR Bárbara Romo  



Foto: Twitter Kanye West

Kanye West lanza dos nuevos sencillos y revela detalles sobre su próximo material discográfico

La semana pasada, Kanye West reactivó su cuenta de Twitter y compartió su apoyo a Donald Trump. Esto provocó la desaprobación de gran cantidad de sus fanáticos, además de algunas celebridades como Justin Bieber, The Weeknd, Nicki Minaj, Ariana Grande, Rihanna y Kendrick Lamar, quienes decidieron dejar de seguir al rapero.

A través de su página web oficial, Kanye compartió “Lift Yourself”, un nuevo tema que incluye un sampleo de “Liberty” de Amnesty —una canción soul de los años setenta con un fuerte trasfondo político. El lanzamiento de este track estuvo motivado por las fuertes críticas que el locutor Ebro Darden hizo hacia West por las muestras de aprobación y apoyo hacia Donald Trump.

Horas después, Yeezy estrenó “Ye vs. the People”, un tema en colaboración con T.I. donde ambos raperos realizan un intercambio de ideas en formato de debate político, tocando temas como Trump y su campaña “Make America Great Again”, el expresidente Barack Obama, la brutalidad policíaca y más.

West también reveló el arte de su próximo álbum, el cual será una fotografía de Jan Adams, cirujano plástico que realizó dos intervenciones quirúrgicas a su madre antes de que esta falleciera por complicaciones postoperatorias. “Esta es la portada de mi álbum. Este es el cirujano plástico Jan Adams. La persona que realizó la última cirugía de mi madre”, comentó el rapero a Wes Lang.

Kanye ha estado trabajando junto a Kid Cudi en la elaboración de un nuevo LP titulado Kids See Ghost —nombre del duo— y será lanzado el próximo 8 de junio. El rapero también produjo los álbumes de Pusha T y Teyana Taylor, los cuales serán lanzados bajo G.O.O.D. Music, sello discográfico fundado por West.

Escucha “Lift Yourself” y “Ye vs. The People” los nuevos sencillos de Kanye West a continuación:


Shows secretos y un retorno a lo básico


Matthew Bellamy, líder de Muse, menciona tres formas en que la banda se pone al día y, al mismo tiempo, piensa en el futuro.


POR Andy Greene  



Foto: cortesía Warner Music México

Shows secretos y un retorno a lo básico

Sin concepto, sin problema
Muse ha pasado la última década creando álbumes concepto complejos y sinfónicos que lo tienen todo, desde guerra de drones hasta revolución política. Pero en un giro radical, ha decidido dejar los grandes conceptos y lanzar nuevas canciones de forma individual, semanas después de haberlas grabado y trabajando con diferentes productores en el camino. “Me recuerda cuando la banda recién empezó, donde sólo estábamos pensando en una gran canción y no en un álbum completo”, dice el líder Matthew Bellamy. “Eso va a llevar a una apreciación consistentemente buena, porque todos los tracks tendrán sonidos y experiencias muy individuales”.

Buscando la verdad en la era de Trump
Bellamy, quien nació en Cambridge, Inglaterra, pasó mucho tiempo viendo noticias por cable mientras estaba de gira el año pasado. “Es difícil entender el nivel de burbuja con el que las noticias de Estados Unidos trabaja”, dice. “Estamos viviendo en un tiempo en el que mostrar los errores de alguien –usando la ciencia, por ejemplo– se está volviendo cada vez más difícil y a veces es percibido como algo insensible”. Decidió canalizar esos pensamientos en la nueva canción “Thought Contagion”, un gran himno sobre la evaporación de los hechos.


Zoé: el renacimiento


Zoé encontró el origen para alzar la voz y actuar en la sociedad mexicana.


POR Natalia Cano  



Foto: Twitter Zoé

Zoé: el renacimiento

La mítica historia del camino que recorrieron los mexicas originarios de Aztlán en busca de “la señal” (el águila con las alas extendidas sobre un nopal), que les indicaría el lugar exacto donde debían fundar su ciudad, México-Tenochtitlán, funge como hilo conductor de lo que el vocalista León Larregui desea retratar en el nuevo álbum de Zoé.

Para el cantante de la banda de rock, la conexión del periodo que transcurrió desde la salida de aquel grupo peregrino hasta la fundación de uno de los imperios más grandes e importantes de la América precolombina, en el siglo XIV, tiene eco el día de hoy, con la migración de mexicanos a Estados Unidos en plena era del presidente Donald Trump y su obsesión por construir un muro en la frontera, pero también como una invitación al escucha para re exionar sobre el origen y el futuro de México, tras los terremotos que azotaron el centro y sur del país en septiembre pasado, y de cara a las elecciones presidenciales.

Así fue como Larregui, amante de la ciencia ficción y un apasionado por las culturas precolombinas americanas, y sus compañeros de agrupación optaron por llamar Aztlán a su sexto álbum de estudio, el primero en cinco años y el mismo que marca sus primeras dos décadas de carrera musical con fecha de salida el 20 de abril. “Me parecía importante acercarme más a la cultura de México. También creo que es un buen momento de abrazar nuestras raíces, investigar más sobre nuestro origen. Abrazar nuestra mexicanidad con orgullo, y comenzar a cambiar todo el mierdero en el que tienen hundido este país”, dice Larregui.

En el interior de la sala de juntas de su casa disquera, Universal Music, el rostro del músico irradia esperanza. Da un sorbo de café caliente y se toma unos segundos para meditar cada respuesta. “Creo que todo lo que ha sucedido desde el año pasado, que fue un año tan fuerte en todos los sentidos, se refleja. La música se permea de eso porque lo estás viviendo, y sería muy falso que no tuviera un reflejo en las nuevas canciones, sería ‘hacernos de la vista gorda’, hacernos güey”, señala. “Nuestra música, aparte de ser música pop para entretenerte, tiene un lado reflexivo. Sonoramente, se sienten fragmentos, pedazos indescriptibles con palabras, y en la lírica sí hay algunos toques que hablan de la política, hasta del temblor, de la migración, del muro (de Trump), siempre con una visión positiva. No es fatalista para nada, discreto, pero ahí está”, añade.


El segundo acto de Mavis Staples


Canciones de protesta, grandes shows y tiempo de calidad con Dylan: el regreso de un ícono del góspel pop.


POR Patrick Doyle  



Facebook: Mavis Staples

El segundo acto de Mavis Staples

Mavis Staples está sentada en su autobús, afuera del Tower Theater en Filadelfia, contando una historia sobre su actual compañero de gira, Bob Dylan. Un día, Dylan le pidió a Staples que ensayaran “Gonna Change My Way of Thinking”, una canción de góspel rock de Slow Train Coming que el par regrabó en 2002, ganando una nominación a un Grammy. Pero el ensayo tuvo algunos obstáculos. Primero, no podían decidir quién tenía que cantar la línea “I’m so hungry I could eat a horse”. “Él dijo: ‘Tú vas a cantarla esta vez. Yo lo hice por ti la vez pasada’”, recuerda Staples. “Yo le dije: ‘No lo hiciste por mí. ¡Es tu canción!’”. Y de los otros siete versos, Staples, de 78 años, tuvo problemas en recordar las letras. “Le pregunté: ‘¿Tienes un apuntador?’. Y –hace su voz más grave como la de Dylan– me dijo: ‘Soy muy tacaño como para comprar un apuntador, Mavis’. Yo le respondí: ‘¡Puedes comprar uno para mí, Bobby!’”.

Staples tal vez sea una de las pocas personas que puede bromear con Bob Dylan. Ellos se conocieron en el set de un especial de televisión en 1963, cuando ella era la vocalista del grupo más revolucionario de música góspel, The Staple Singers. Dylan había sido su fan desde la preparatoria; en 2001, él admitió que escuchar la voz de Staples en la radio “hizo que su cabello se erizara”. Él y Staples tuvieron un romance en los años sesenta, con la famosa propuesta de matrimonio rechazada. Desde que se reunieron en su primera gira juntos en 2016, se dieron cuenta que aún tenían química.

La gira de Dylan es el más reciente capítulo del extraordinario segundo acto de Staples, el cual incluye cinco álbumes, un exitoso documental y un premio Kennedy. (También ha cantando en sencillos de Arcade Fire y Gorillaz). Son eventos que ella no se imaginaba al inicio de este milenio, cuando se derrumbó por la muerte de su padre y mentor musical, Pops Staples, quien dirigió el éxito del grupo familiar con hits como “I’ll Take You There” y “Respect Yourself”. Al mismo tiempo, dejó la carretera para quedarse en su casa en Chicago con su hermana y compañera de banda, Cleedy, quien sufría demencia. Mavis quería regresar a trabajar, pero las disqueras no estaban interesadas. Entonces usó sus ahorros y grabó Have a Little Faith de 2004, iniciando una racha productiva que se intensificó cuando conoció a Jeff Tweedy, quien la regresó a sus raíces góspel pero con un giro moderno en You Are Not Alone de 2010. Tweedy produjo dos álbumes más para Staples, incluyendo If All I Was Was Black del año pasado. “Es difícil estar triste con Mavis”, cuenta. “Vino a visitar a mi esposa cuando estaba recibiendo tratamiento para el cáncer, y fue una fiesta. Tiene una habilidad natural para hacer que las personas se sientan mejor”.

Staples no ha estado tan alegre últimamente. Yvonne, su última hermana con vida, también sufre demencia. “Me duele”, acepta Mavis. Hace poco habló con ella por teléfono. “Me dijo: ‘Mavis, te quiero’. Y lo repitió una y otra vez. Cuando le dije adiós, ella respondió: ‘Adiosito’, y eso me hizo sentir mejor”.

Luego está “ese hombre sucio en la Casa Blanca”: “Yo no veo nada bueno en él. Es como si el diablo estuviese en la Casa Blanca. ¿Lo primero que quieres hacer es impedir que los inmigrantes vengan a Estados Unidos? Y está en contra de las mujeres. Es peor que cualquier presidente que haya visto. Es decir, hicimos la inauguración de John F. Kennedy –¡tanto tiempo he estado aquí!”.

Se refiere a los inicios de The Staple Singers, justo antes de que hicieran un cambio controversial del góspel al R&B con una fuerte inclinación hacia la justicia social. El grupo denunciaba la desigualdad racial en éxitos como “Why? (Am I Treated So Bad)” y el impactante himno de Selma “Freedom Highway” de 1965 –las favoritas de Martin Luther King Jr. Mavis recuerda un viaje en 1964, cuando entró a una gasolinera en Memphis por un recibo.

El empleado la ofendió por su color, Pops lo golpeó y la familia terminó en la cárcel después de que el empleado dijera que lo habían robado. “Nunca he estado tan asustada en mi vida”, admite Mavis. “Estaba feliz de ver que íbamos a la cárcel –creí que nos iban a llevar al bosque para lincharnos”.

Mavis ha estado recordando esos días últimamente. “Hay un resurgimiento de intolerancia y odio. La única diferencia entre antes y esos hombres marchando con antorchas en Charlottesville, fue que mostraron sus caras”, dice. Le expresó su indignación a Tweedy, quien vio una oportunidad de que Staples cantara lo que estaba ocurriendo en el mundo.

Escribió una serie de canciones en dos semanas, incluyendo “Build a Bridge”, la cual ofrece una alternativa al muro de Trump, y “We Go High”, en referencia al discurso de Michelle Obama en la Convención Nacional Demócrata de 2016. Formaron If All I Was Was Black, el trabajo más profundo de Mavis en décadas. Le costó trabajo cantar “Little Bit”, sobre un joven afroamericano desarmado que fue disparado por un policía. “Tuve que dejar de cantar porque me atraganté”, admite. “Porque cuando canto una canción, visualizo lo que estoy cantando”. Mavis coescribió varias de las canciones, incluyendo “If All I Was Was Black”, sobre una conversación imaginaria con un racista. También insistió en que esa canción diera título al álbum, aunque su equipo discrepara. “Es impresionante que ella esté dispuesta a arriesgarse tanto”, dice Tweedy. “Creo que es una elección valiente”.

Staples, como siempre, le da crédito a sus colaboradores: “El Señor realmente me ha puesto con genios”. Menciona a Prince –después de que The Staple Singers dejara de lanzar discos en los años ochenta, él la firmó en su disquera Paisley Park, escribió y produjo dos álbumes, Time Waits for No One de 1989 y The Voice de 1993. (“Es como cuando ves a alguien poseído”, Prince le dijo a Greg Kot. “Se les mete el Espíritu Santo y algo les sucede. Mavis puede hacer eso fácilmente. La veo y me pregunto si… se va a otro lugar”).

Tres meses después de nuestra primera reunión, Staples me llama para contarme algo desde su departamento en Chicago, el cual está decorado con pinturas de Prince y otros héroes –Miles Davis, King. Acababa de cantar algunas canciones nuevas en el Vic Theatre y la respuesta fue eufórica: “Un amigo mío vino y me dijo: ‘Mavis, estoy muy feliz de ver que las personas blancas están despertando’. ¡Nunca antes había escuchado eso!”.

El resto de la gira de Dylan fue un éxito también, aunque no cantaron su canción juntos. (El bajista de Dylan, Tony Garnier, le dijo que Dylan no podía encontrar un espacio que quedara bien con las otras canciones). Pero ella le escribió una tarjeta a Dylan en su última noche en Nueva York, agradeciéndole por compartir su público con ella. Una vez más, la llamaron a su camerino. “Quería despedirse en persona, y nos abrazamos”, dice Staples. “No te diré más. No escribas todos mis secretos. Pero sí, nos abrazamos mucho”.


Pearl Jam compartió un avance de su nueva canción “Can’t Deny Me”


Se trata de su primer tema en cinco años y es una clara crítica hacia el gobierno dirigido por Donald Trump.


POR Andrea Calderón  



Foto: Sergio Bautista

Pearl Jam compartió un avance de su nueva canción “Can’t Deny Me”

A través de sus redes sociales, Pearl Jam publicó un avance de su nuevo tema “Can’t Deny Me”. El video de 25 segundos está acompañado de una ilustración que muestra a una mujer sosteniendo un cartel en el que se lee: “No puedes negarme”.

Por el momento, la canción completa sólo está disponible para los miembros de Ten Club, el club oficial de la banda. El club nació de los restos de Mother Love Bone Earth Affair, una organización de seguidores fundada en 1990 por Pearl Jam como un gesto de agradecimiento hacia sus fanáticos por todo el apoyo recibido. Con este club, Pearl Jam busca crear una comunidad en donde los miembros activos tengan acceso a contenido exclusivo mucho antes que el resto de las personas.

El tema es una clara protesta al gobierno del presidente Donald Trump, con frases que desafían el poder del líder político y que cuestionan su capacidad para gobernar. “Puede que seas rico pero no puedes negarme / No puedes controlarme y tampoco negarme”, canta Vedder a lo largo de este adelanto.

“Can’t Deny Me” será el primer tema de la banda en cinco años desde el lanzamiento de su último disco, Lightning Bolt, estrenado en 2013. A pesar de ser un adelanto, este tema no ha sido confirmado como un anticipo oficial de su próximo álbum.

Los originarios de Seattle estarán de gira por Sudamérica presentándose en Chile, Argentina y Brasil como parte de las ediciones latinoamericanas de Lollapalooza.


P&R: David Byrne


La leyenda del art rock habla de su nuevo LP solista, sobre haber sido ‘sampleado’ por Selena Gomez y por qué se rehúsa a reunir a Talking Heads.


POR Brian Hiatt  



P&R: David Byrne

“Mi representante me dijo: ‘Creo que estás teniendo un momento Leonard Cohen‘”, dice David Byrne —antes de apresurarse a clarificar, con una risa, que su referencia era a la renovada relevancia y popularidad y no a su latente deceso. Este mes lanzará un fuerte y nuevo álbum, American Utopia (escrito sobre tracks creados por su colaborador de mucho tiempo, Brian Eno), antes de salir a la gira más elaborada que ha intentado desde los espectáculos de Talking Heads capturados en Stop Making Sense de 1984 —con un setlist que abarca toda su carrera y que incluirá versiones actualizadas de su trabajo en los años ochenta. “Tenemos seis bateristas y percusionistas”, dice Byrne, de 65 años, quien visualiza un escenario lleno de músicos en constante, coreografiado movimiento, expandiendo un concepto que él y St. Vincent usaron para la sección de vientos en su gira en conjunto de 2012. “Los seres humanos se convierten en el escenario”. Estará el 3, 5 y 7 de abril en México.

Tu álbum, como mucho de tu trabajo reciente, es bastante conciso y popero. ¿Qué tan deliberada fue esa dirección?
Estoy cómodo con eso en parte porque las letras están muy, muy lejos de lo que se escucharía en una canción normal de pop. Con muchos artistas sólo pienso: “¡Tienes que escribir algo distinto de tu novio y tu novia! El mundo es un lugar grande. Ya no tienes 18 años –¡Tú puedes!” (ríe).

Acabas de hacer un proyecto multimedia, Reasons to Be Cheerful, donde encontraste razones para ser optimista sobre el mundo. Pero ¿qué te hace pesimista?
El hecho de que el Partido Republicano no haya perdido popularidad con Donald Trump. Es un maldito racista, y ellos se dejan llevar porque los va a llevar a donde quieren llegar. Si no están públicamente en desacuerdo, son tan racistas como él. Y no hay que olvidar eso.

¿Tus proyectos alternos —diseñar racks urbanos para bicicletas, escribir libros— alimentan tu música?
Sólo puedes trabajar duro en escribir una canción por cierto tiempo y después que sacas toda el agua de ese pozo, tienes que dejar que el pozo se llene otra vez. También organizo mi tiempo. Me concentro en una sola cosa por unas horas y después tomo un descanso para comer y trabajo en otra cosa. Necesitas tener un pequeño descanso de grabar o lo que sea y pensar: “Está bien, respiremos en otra cosa y veamos si eso trae un poco de inspiración de otro lado”.

Alguna vez mencionaste que has evitado una reunión de Talking Heads porque opacaría las otras cosas que has hecho. ¿En serio es así de simple?
Hay mucho sobre eso. He visto lo que pasa con otras personas cuando hacen sus reuniones —y luego se convierten en una segunda reunión y luego una tercera. Con alguien como Pixies es diferente– está obteniendo la audiencia ahora que se merecía hace años. Pero con muchos como ellos, parece como si ya no hubiera nada nuevo que decir y piensas: “Esto es como un ejercicio de nostalgia”. Y no estoy interesado en eso.

Tienes un clásico David Byrneismo en este álbum: “We’re only tourists in this life / Only tourists, but the view is nice”. ¿De dónde viene eso?
Es una de esas (situaciones) donde te preguntas: “¿Alguien habrá usado esto antes?”. Evidentemente, no soy el primero en decir esto, pero tal vez soy el primero en decirlo en mi manera particular. El tono es un poco de melancolía y de mucho asombro bobo al mismo tiempo.