Archivo de la etiqueta: Lubezki

Alejandro G. Iñárritu define su instalación en Cannes


“Un puente poético entre el cine y la realidad virtual”.


POR Daniela Nuño  



Alejandro G. Iñárritu define su instalación en Cannes

El cineasta mexicano, Alejandro G. Iñárritu, ha sido definido por la crítica internacional como “un visionario”, alguien que ha desarrollado novedosas formas de contar historias audiovisuales que enriquecen la experiencia que te hace sentir el cine. Así lo ha dejado en claro en la edición número 70 del Festival de Cine de Cannes donde presenta la instalación Carne y arena, seis minutos y medio de realidad virtual del mejor nivel.

“Encontramos un puente poético que tiene que ver mucho con la iluminación, partículas, texturas y puesta en escena”, nos dijo Alejandro en un hotel situado en el corazón de La Croisette. Habló sin tapujos de este “experimento” que tiene al mundo del cine reunido en la Riviera francesa sorprendido gratamente. “La verdad es que este es un pasito de bebé ante lo que viene, esto es la molécula, no sé qué va a pasar, vamos a tener que descubrir todo un lenguaje, pero sí es la apertura a algo; lo más revelador para mí es que tomamos el espacio. Los límites se disolvieron, se acabó el cuadro, eso es muy impresionante”, argumentó seguro de lo que muestra al mundo, pero sin saber los alcances. ¿Esto podría ser una película? “Tus cables cerebrales se confunden. No sé si aguante dos horas ahorita”.

“La tecnología va ir poco a poco dando la pauta, ya hay muchas experiencias que pueden tener cuatro o cinco personas, depende del tema, pero no va a ser masivo como el cine. Porque creo que también gran parte de su valor es la individualidad, por lo menos en este tema; aunque hubiera tenido la posibilidad técnica, no hubiera puesto dos (participantes), porque aquí es estar tú con estas personas, por lo menos aquí demandaba eso, técnicamente creo que va a ir creciendo la posibilidad de que tú lo hagas con una comunidad, pero no al nivel cinematográfico, esto es cualitativo, no cuantitativo”.

Lo que hizo junto al fotógrafo Emmanuel “El Chivo” Lubezki, fue experimentar y poco a poco desarrollar en varios años de trabajo esta instalación con un tema que le preocupa: la alta migración mexicana ilegal a Estados Unidos.

Foto: Emmanuel Lubezki

“No hay set, nunca hubo set, lo que filmábamos eran pedazos de material, pero para aprender, no te puedo explicar, pero el guion tampoco es un guion, es rarísimo, era como hojas que eran como cuadros… un guion es lineal, vertical, aquí todo el tiempo es espacial, horizontal, simultáneo, yo le llamo un espacio narrativo, o sea el tiempo, la acción y el espacio están relacionados en ese mismo momento, no están yuxtapuestos como en el cine, que es ‘va y luego corto acá’, no es así. Además tienes que estar pensando en todo”, explicó.

“La verdad no sabemos cómo llegamos a esto y era aterrador, hace tres o cuatro meses no sabíamos que íbamos a llegar aquí, decíamos ‘esto va a ser un fracaso’ porque había miles de limitaciones técnicas y cosas que yo no sabía como las íbamos a resolver”, recordó.

“Tenemos 300 músculos en la cara, pero las computadoras de ahora no pueden crear más de ciento y tantos músculos, por eso en las películas se ven como robots, aunque están muy bien hechas; los videojuegos están súper bien hechos, pero hay algo que no es humano, que es casi humano, pero es por esto. Hay un valle de la realidad del humano y no lo hemos cruzado. Cuando realmente lo podamos hacer no vas a poder distinguirlos”, futurizó.

Iñárritu sabe que con la instalación Carne y arena en Cannes se aventuró en un terreno aún poco explorado, pero no se engolosina, porque su meta es clara: hacer cine.

“Quiero seguir haciendo cine, es una madre que abrazó todo tipo de géneros, esto no es cine, esto ofrece muchas cosas, pero te demanda muchas otras. No es una receta para hacer en casa, no cualquiera puede hacer esto, nos tomó más de un año –al “Chivo” y a mí– con un trabajo serio en muchos aspectos. No es ocurrencia, e incluso no toda ocurrencia justifica algo así, tienes que encontrar una razón, no cualquier cosa hasta ahorita aterriza bien aquí, el cine y esto van a convivir, pero abre una posibilidad padrísima. Lograr emoción o conexión humana con algo que no lo es, la inteligencia artificial es bien difícil y creo que esto lo ha logrado”, finalizó el cineasta.

En México, en agosto
El Centro Cultural Tlatelolco albergará en México esta experiencia audiovisual a partir del mes de agosto en la Ciudad de México, donde todos los asistentes podrán vivir Carne y arena, tal y como se hace en la edición 70 de Cannes. “Hay pequeños cambios. Depende de donde lo esté mostrando, pero en el espacio de los museos va a ser lo mismo. Esto fue un hangar en donde no teníamos ni por donde empezar, pero en todos lo museos van a ser muy parecido”, señaló el director Alejandro G. Iñárritu, quien luego de Cannes estará en Milán donde también expondrá este cortometraje vivencial.

BANNER APP 168


La Otra Cartelera – ‘El Renacido’


Iñárritu ofrece con ‘El Renacido’ no solo una experiencia cinematográfica novedosa y visceral, sino que confirma estar en un nuevo camino de superación y curiosidad artística, innegablemente interesante.


POR Arturo Aguilar  



La Otra Cartelera – ‘El Renacido’

Mucho se ha hablado y escrito de las penurias, sacrificios y esfuerzos requeridos por la producción de El Renacido para dar vida a tan singular proyecto cinematográfico, factores y contextos importantes en la construcción de una campaña que tiene como meta la obtención de premios como el Óscar, pero totalmente gratuitos e innecesarios en el auténtico y simple disfrute y análisis de una obra como esta.

Después del juego de espejos y trucos narrativos que es Birdman, Iñárritu decidió para su siguiente filme una aventura de supervivencia cargada de niveles interpretativos a partir de las relaciones entre todos sus personajes, y donde la naturaleza, esa Norteamérica salvaje, la fauna, los lugares, la naturaleza en toda su fuerza y violencia, es un personaje central más. Hombres (ya sean blancos o nativos americanos), animales y naturaleza tienen su momento para mostrar sus facetas de explosión iracunda, de reacción visceral ante una confrontación, desacuerdo o malentendido.

The-Revenant-660

Ahí es donde se acomoda perfectamente la historia de obsesión, dolor y revancha de Hugh Glass (Leonardo DiCaprio), experto expedicionario y cazador que tras ser atacado por una mamá osa que lo deja en un precario estado, es abandonado y virtualmente enterrado vivo para morir. Súmenle a eso que Glass es testigo de cómo otro cazador, Fitzgerald (Tom Hardy), asesina a sangre fría a su hijo (mitad nativo americano) para poder ir a cobrar lo prometido por hacerla de enfermero de un paciente supuestamente terminal.

En la superficie, la historia se centrará en el literal renacimiento de Glass que buscará vengar la muerte de su hijo; en el fondo, en lo que cada personaje expone y busca, en lo que los motiva a actuar de tal o cual manera, se desarrollan las intensas dinámicas que hablan de la violencia y salvajismo en todos los actores de la historia, incluida la naturaleza. Incluso hay espacio (afortunadamente son esporádicos estos momentos en los que Iñárritu se acerca a las zonas de abstracción filosófico-poética de Malick, pero de los que solo obtiene postales y brochazos que no son explotados a profundidad), para la reflexión en clave onírica de creencias y relaciones entre la naturaleza y el hombre, a partir de la premisa de que Glass tiene un hijo con una nativa americana y está en contacto con estas tribus y su sensibilidad, cosmología y relación con el medio.

Y si pareciera que se insiste mucho en el rol de la naturaleza como un personaje más, el mérito es un buena medida a un nuevo logro mayor de Emmanuel “Chivo” Lubezki, quien con ahora usando una cámara digital (por primera vez), grandes lentes angulares y panorámicos e iluminación natural, convierte el escenario en un personaje que se lanza desde la pantalla hacia el espectador y literalmente lo atrapa y lo sumerge en su realidad. Lo de Iñárritu y Lubezki da por resultado una experiencia fílmica que se desborda de la pantalla, que aprovecha por completo las ventajas de la proyección fílmica en una sala de cine, que convierte la experiencia de una película en un happening casi visceral, en una montaña rusa visual pero a la vez inmersiva. Y donde para aquellos que lo busquen y lo interpreten, habrá otros niveles de historia a apreciar y observar.

El Renacido es un filme que como experiencia fílmica, ofrece algo atractivo y novedoso, oara cualquier tipo de cinéfilo. Eso nunca es un logro menor.

BANNER APP 152



La Otra Cartelera: Oscar 2015 Mejor Fotografía


Todo indica que el domingo seremos testigos de un logro histórico cuando el mexicano Emmanuel ‘Chivo’ Lubezki obtenga su segundo Oscar en la categoría, en años consecutivos.


POR Staff Rolling Stone México  



Todo indica que el domingo seremos testigos de un logro histórico cuando el mexicano Emmanuel ‘Chivo’ Lubezki obtenga su segundo Oscar en la categoría, en años consecutivos.

La Otra Cartelera: Oscar 2015 Mejor Fotografía

Por Arturo Aguilar

La frase “qué buena foto tiene esa peli” es uno de los lugares comunes más recurridos para que cinéfilos de todo tipo manifiesten agrado por algún filme. Muchas veces estos comentarios se están refiriendo a los escenarios mostrados en la película, y no tanto al uso de los colores, las texturas, las sombras, las profundidades y los encuadres como una forma de provocar emociones y reacciones en el espectador.

Las películas nominadas este año al Oscar a Mejor Fotografía, son una muestra variada de lo que los recursos y herramientas detrás del oficio del cinefotógrafo ofrecen en la experiencia de ver una película.

A nivel competencia, los resultados de las últimas semanas (Bafta, premio del sindicato de cinefotógrafos) marcan una clara tendencia para poder dar como muuy probable ganador a Emmanuel Lubezki por su trabajo en Birdman de Alejandro González Iñárritu. Además de los premios antes señalados, acá nuestras razones para coincidir con la tendencia, y nuestras observaciones de los otros nominados.

10031160-carrete-de-pelicula-sobre-fondo-blanco-3d1Birdman or (The Unexpected Virtue of Ignorance)
Emmanuel Lubezki

Más allá de las posturas sobre el uso narrativo o como gimmick de esa falsa toma larga y sin cortes que es Birdman, el logro técnico y el riesgo conceptual son definitivamente innegables.

Sí, la cámara en constante movimiento, siguiendo personajes por pasillos, habitaciones y escenarios teatrales aporta, y mucho, al juego de frenesí y tensión que se complementa con las interpretaciones y la música de la batería de Antonio Sánchez. Es un personaje más, en una coreografía infinita, mañosa y eficiente.

Lubezki está jugando con las fronteras de lo que la tecnología y la fotografía permiten para contar historias, y ese mérito no pasa desapercibido por Hollywood.

Lo de Gravity hace un año, y lo de Birdman ahora son la prueba clara de esto. En el negocio del cine, nadie está jugando tanto con los límites de lo que la fotografía, los efectos y la tecnología pueden hacer como Lubezki.

10031160-carrete-de-pelicula-sobre-fondo-blanco-3d1The Grand Budapest Hotel
Robert Yeoman

Lo de Yeoman y Wes Anderson es un mérito extraordinario porque han llevado el particular estilo visual de este realizador a niveles artísticos de una innegable complejidad.

De nuevo, estamos en los terrenos de complejas coreografías de imágenes y movimientos (los travellings laterales, los paneos, todo entra en sincronía perfecta con las acciones de los personajes), con una total atención al detalle en el encuadre de la mano del uso de una rica y bien trabajada paleta de colores al servicio de la magnífica historia dentro de otra historia dentro de otra historia que es The Grand Budapest Hotel.

10031160-carrete-de-pelicula-sobre-fondo-blanco-3d1Ida
Lukasz Zal y Ryszard Lenczewski

El estilo formal y tradicional llevado a la excelencia. La textura de un blanco y negro preciso y elegante, que transporta a otra época (Polonia en los 60s), y que acompaña la historia de dos mujeres muy distintas en una complicada época.

El filme dirigido por Pawel Pawlikovski, y también nominado en la categoría de Mejor Película Extranjera, usa la fotografía de manera tal que en cada encuadre sentimos la presión de la realidad sobre los personajes, de los espacios abiertos y de los puntos fijos desde los que se observa todo.

10031160-carrete-de-pelicula-sobre-fondo-blanco-3d1Mr. Turner
Dick Pope

Lo atractivo en el trabajo de Pope en el filme dirigido por Mike Leigh es la forma en que hace honor a la pintura, tratándose de una biopic sobre el célebre pintor británico J. M. W. Turner.

Recrear el estilo visual de las pinturas de Turner, y de su época, es sin duda atractivo y complejo, y el resultado se convierte en, valga el repetido término, un personaje más del filme.

10031160-carrete-de-pelicula-sobre-fondo-blanco-3d1Unbroken
Roger Deakins

Uno de los misterios actuales de Hollywood es que Roger Deakins no haya ganado nunca un Oscar. Y es que este cinefotógrafo, quien ha trabajado con los hermanos Coen (10 veces), Sam Mendes y muchos directores más, ha estado nominado ya en 11 ocasiones.

Esta vez, quizás sea la costumbre lo que hizo a los votantes poner su nombre entre los nominados al Oscar. Y es que en honor a la verdad, a pesar del trabajo prolijo y eficiente que logra en los diferentes bloques de Unbroken, la película dirigida por Angelina Jolie, no hay nada que no hayamos visto en su trabajo, varias veces, previamente. Es solo la confirmación de que Roger Deakins sí es muy bueno en lo que hace, aunque no ayuda que lo hace en una historia que no funciona bien por su dirección y edición.