febrero 9, 2021

Mary Wilson, cofundadora de The Supremes, fallece a los 76

La leyenda de Motown apareció en los 12 éxitos Número Uno del grupo, incluyendo “Where Did Our Love Go”, “Baby Love”, “Come See About Me” y “Stop! In The Name of Love”.

Mary Wilson, miembro fundadora de The Supremes, falleció este lunes en su casa de Las Vegas, Nevada. Tenía 76 años. El publicista de Wilson, Jay Schwartz, confirmó la muerte de la cantante a Rolling Stone, pero no reveló su causa de muerte.

Las integrantes originales de The Supremes —entre las que también se encontraban Diana Ross y Florence Ballard— fueron unas de las creadoras de éxitos más grandes y consistentes de Motown, con 12 temas Número Uno entre 1964 y 1969. Con el cálido alto de Wilson, mezclándose con la principal voz plumosa de Ross y la entrega más rasposa de Ballard, algunos éxitos de The Supremes como “Where Did Our Love Go”, “Baby Love”, “Come See About Me” y “Stop! In the Name of Love” definieron el sonido de Motown y el de la propia década. Con sus vestidos, pelucas y elegantes movimientos de baile, The Supremes también aportó elegancia y sofisticación al pop.

Aunque Ross dejó a The Supremes en 1970, Wilson continuó con otra versión de la banda hasta 1977. A pesar de que le fue difícil encontrar éxito musical por su cuenta, ella realizó giras con regularidad y fue autora de varios libros, incluyendo el popular Dreamgirl: My Life as a Supreme, y sus posteriores y sinceras evaluaciones de la historia de The Supremes y Motown la convirtieron en una de las más perspicaces de sus artistas.

“Doy mi más sentido pésame a la familia de Mary”, dijo Ross en un comunicado. “Esto me recuerda que cada día es un regalo. Tengo tantos recuerdos maravillosos de nuestro tiempo juntas. The Supremes vivirá en nuestros corazones”.

“Me conmovió y entristeció muchísimo enterarme del fallecimiento de un miembro importante de la familia Motown, Mary Wilson de The Supremes”, dijo el fundador de Motown, Berry Gordy, en un comunicado. “Las integrantes de The Supremes siempre fueron conocidas como las ‘novias de Motown’. Mary, junto con Diana Ross y Florence Ballard, llegaron a Motown a principios de la década de 1960. Después de una serie sin precedentes de éxitos Número Uno, así como reservas para apariciones en televisión y clubes nocturnos, ellas se abrieron puertas a sí mismos, a los otros actos de Motown y a muchos, muchos otros. […] Siempre estuve orgulloso de Mary. Era toda una estrella por derecho propio y, a lo largo de los años, continuó trabajando duro para propulsar el legado de The Supremes. Mary Wilson era muy especial para mí. Ella fue una pionera, una diva y la extrañaremos profundamente”.

Te puede interesar: El año que el rock hizo contacto

Nacida en Greenville, Mississippi el 6 de marzo de 1944, Wilson se mudó con su familia a St. Louis y luego a Chicago cuando era joven. Su padre Sam, un carnicero, vivió una vida errática, y Mary terminó viviendo en Detroit, donde fue criada por una tía y un tío en medio de todo lo que acompaña la clase media. Finalmente, su madre, conocida como Johnnie Mae, regresó y la familia terminó viviendo en Brewer-Douglass Projects [un conjunto de viviendas residenciales que le pertenecía al gobierno de la ciudad] en Detroit.

Por más desafiante que pudiera ser la vida en Projects, el entorno cambió la vida de Wilson. A los 14, conoció a otras dos residentes: primero a Ballard, con quien Wilson comenzó un grupo de canto, y finalmente a Ross. Junto con otra vecina, Betty Travis, formaron The Primettes (una respuesta a The Primes, una banda local exclusivamente masculina con Eddie Kendricks y Paul Williams, quienes más tarde llegarían a The Temptations), y el cuarteto comenzó a presentarse localmente. Gracias a la amistad de Ross con Smokey Robinson, The Primettes pudo presentarse en Motown, donde cantó “There Goes My Baby” de The Drifters para Gordy. Gordy consideró firmar a The Primettes (que también incluía a Barbara Martin, quien reemplazó a Travis) a Motown, pero decidió esperarse hasta que sus miembros ya no fueran menores de edad. En 1960, The Primettes se convirtió en el primer grupo de chicas de Motown.

El nombre no duraría mucho; Justo antes de que se lanzara su primer sencillo, “I Want a Guy” de 1961, Gordy les informó que necesitaban un nuevo nombre, y Ballard sugirió que usaran “The Supremes”, tomado de una lista de posibilidades. A los primeros ocho sencillos del grupo no les fue bien en las listas y, finalmente, Martin se fue, reduciendo a The Supremes a un trío. Finalmente, en 1964, “Where Did Our Love Go” se abrió paso.

Desde sus primeros días como The Primettes, el grupo había prestado atención a su vestuario y movimientos de baile, pero como The Supremes, se convirtieron en el acto más glamuroso de Motown; y se convirtieron en un acto habitual de la televisión y de las listas. Wilson luego afirmaría que solo ganaría cinco mil dólares con un millón de ventas de The Supremes. Pero en 1966, los éxitos del grupo llegaron a incluir “You Keep Me Hangin’ On”, “My World Is Empty Without You” y “I Hear a Symphony”. Ahora eran ricas y famosas, y Wilson era dueña de un dúplex de diez habitaciones en Detroit.

Pero como Wilson escribiría más tarde en su memoria Dreamgirl: My Life as a Supreme, se hizo evidente que Gordy y Motown querían “enfatizar el papel de Diana y disminuir el de Flo y el mío”. En 1967, el nombre del grupo se cambió a Diana Ross and The Supremes, momento en el que Ballard (quien murió en 1976, años después de ser despedida del grupo) fue reemplazada por Cindy Birdsong. Algunos de los últimos sencillos de The Supremes, como “Love Child” y “Someday We’ll Be Together”, ni siquiera incluían a Wilson.

Inevitablemente, Ross abandonó a The Supremes, que continuó con Wilson, Birdsong y su nueva cantante, Jean Terrell. Alcanzaron a escalar en las listas con algunos sencillos por su cuenta —“Stoned Love” de 1970 fue un éxito Número Uno de R&B— pero nunca replicaron su fama con Ross y se separaron definitivamente en 1977. “Mi corazón estaba un poco roto”, dijo Wilson en 1990. “Me di cuenta de que la mayor parte de lo que me pasaría en la vida había terminado”. Wilson lanzó un álbum en solitario del mismo nombre en 1979, pero pronto se separó de Motown. “The Supremes tenían 12 éxitos Número Uno”, dijo más tarde. “Me encantaría tener sólo uno”.

En 1983, las integrantes originales de The Supremes se reunieron para el especial televisivo Motown 25, pero resultó ser un evento de una sola vez. Tres años después, Wilson exploró su vida pasada en el best-seller, Dreamgirl. (El título fue un guiño al popular espectáculo de Broadway, basado en la vida del grupo, que Wilson describió como “exacto”). “En retrospectiva”, escribió sobre la eventual partida de Ross, “uno puede ver que [Ross] tenía un plan”, y que Ross “tenía a Berry y nunca dudó en sostener eso por encima de la cabeza de cualquiera que se cruzara en su camino”.

Este libro y su secuela, Supreme Faith: Someday We’ll Be Together, reafirmaron el lugar de Wilson en la historia, pero encontrar su voz como solista resultó difícil de alcanzar. Con frecuencia realizaba giras como acto telonero de comediantes como Joan Rivers y Howie Mandel, y un álbum en solitario de 1992 se vendió mal después de que el sello indie que la contrató se fuera a la quiebra. En 2000, el intento de una gira de reunión de The Supremes fracasó debido al dinero; Wilson afirmó que sólo le pagarían dos millones, mucho menos que la tarifa de Ross. Ross terminó de gira con dos miembros de The Supremes posteriores para la gira “Return to Love”, la cual fue mal recibida.

En años posteriores, Wilson salió de gira con su propio espectáculo, a veces llamado The Supremes Starring Mary Wilson. También fue una activista, involucrándose en la lucha contra el uso engañoso de los nombres de las bandas (después de que miembros posteriores de The Supremes viajaron usando ese nombre), y también ayudó a presionar para que se aprobara la Ley de Modernización de la Música, la cual facilitó el que se le pague a los creadores de música cuando su música es reproducida en línea. En 2015, lanzó un sencillo en solitario impulsado por EDM, “Time to Move On”, y permaneció en el ojo público hasta 2019, apareciendo en Dancing With the Stars y publicando su cuarto libro, Supreme Glamour, con el que se centró en el guardarropa de la afamada agrupación.

Según Variety, Wilson lanzó un video en su canal de YouTube dos días antes de su muerte, anunciando que estaba trabajando con Universal Music para lanzar material en solitario, incluyendo el álbum inédito Red Hot que grabó en los años setenta con el exproductor de Elton John, Gus Dudgeon. “Con suerte, algo de eso saldrá en mi cumpleaños, el 6 de marzo”, dijo en el video.

De acuerdo con Schwartz, los servicios funerarios serán privados debido a las restricciones y protocolos de COVID-19, pero habrá un evento público a finales de este año.

“La mayoría de la gente sólo me conoce como cantante de fondo, los ‘oohs’ y ‘aahs’”, expresó Wilson en 2000, “pero antes de irse de mi presentación, ven que hay una voz. Tengo una voz muy cálida y agradable. Quiero que la gente se vaya sabiendo: ‘Vaya, no había sólo una chica en The Supremes. Tal vez fueron las tres’”.

De Rolling Stone US

En este articulo: Mary Wilson,The Supremes
https://bit.ly/35NuWfi

Te puede interesar

Video