agosto 17, 2021

The Killers y una introspección sin precedentes

Brandon Flowers se enfrentó al silencio y así se gestó una idea que dio vida a su nuevo álbum, 'Pressure Machine'.

The Killers está de vuelta, en un periodo productivo de la banda, con su séptimo álbum de estudio, Pressure Machine, un álbum en el que el guitarrista Dave Keuning volvió a ser parte de la alineación. La idea sobre este material nació de un enfrentamiento que Brandon Flowers tuvo con el silencio, cuando todo el mundo paró, el líder de The Killers se vio obligado a reflexionar de varias vivencias. Pressure Machine es un álbum conceptual inspirado en experiencias que tuvo en Nephi, Utah, cuando vivió ahí durante la década de los años noventa.

La banda estaba lista para salir de gira y presentar al mundo Imploding The Mirage, su anterior material estrenado en mayo de 2020, pero se vieron obligados a pasar el tiempo de otras maneras. Ronnie Vannucci Jr. nos cuenta en una entrevista exclusiva cómo la creación de nueva música les ayudó a hacer frente a una situación sin precedentes.

«Nos gusta ser puestos a prueba», dice Vannucci, «es bueno tener esta experiencia diferente, estábamos listos para irnos de gira, seguíamos mezclando Imploding The Mirage cuando nos enteramos de que el cielo se estaba cayendo con este virus. Nos preguntamos ‘¿y ahora qué hacemos?’ Y creo que solo aprovechamos el tiempo que teníamos. Fueron tiempos muy raros, pero nos encontramos en una ‘zona’ en la que no hubiéramos estado de otra manera». 

Con el mundo de las giras y el ruido de los estadios en los que tocaban retumbando en sus oídos, Flowers no había podido tomarse el tiempo de ser más introspectivo. «Creo que la pandemia definitivamente nos puso en otro universo, otra manera de pensar, y uno de esos pensamientos fue el nacimiento de este álbum, Pressure Machine. Brandon estaba en un humor particular que le recordó de un pequeño pueblo en Utah en el que vivió durante la década de los años noventa. Originalmente íbamos a retomar algunas ideas que teníamos del álbum pasado, pero terminamos haciendo algo completamente fresco. Usamos los poemas que había escrito Brandon y los convertimos en este disco», explica Ronnie. 

The Killers publicó Pressure Machine menos de un año después de Imploding The Mirage y actualmente se encuentra trabajando en el próximo álbum. La banda está en una etapa productiva en la que se sienten listos para lo que sea. «Creo que como humanos tuvimos que cambiar y adaptarnos a lo que se nos pone enfrente. Es algo que sabemos que ser, tal vez somos resilientes, somos más fuertes que antes. Como banda creo que solo estamos esperando a que esto termine como todos los demás, estamos ansiosos por volver a la normalidad, pero tomándolo poco a poco».

Lee el resto de la plática con Ronnie Vanucci Jr. a continuación:  

¿Qué fue lo primero que pensaste cuando Brandon llegó a ti con la idea de Pressure Machine?

Como los años han ido pasando, creo que los álbumes se han ido tornando más introspectivos y un poco más personales. Esta fue la primera vez que Brandon llegó conmigo y me dijo ‘¿me seguirías por esta madriguera de conejo? tengo una idea’, creo que lo dijo porque era una experiencia muy personal para él y no estaba confiado de que muchas personas iban a identificarse con esta idea. Pero yo me encargué de apoyarlo, es parte de mi trabajo. 

Ya tenían todas las letras escritas antes de la música, es algo que en ningún álbum habían hecho, ¿cómo influyó tener este cambio en el proceso creativo? 

Sí, fue un reto porque por primera vez en nuestra carrera las letras ya estaban terminadas, así que era mi trabajo ayudar a ponerle música a esas letras, algo que nunca habíamos hecho, se sintió bien. Usualmente empezamos con la música, improvisamos y encontramos un sonido alrededor del cual después Brandon escribe las letras. En este disco esto fue al revés. Por esta razón hicimos unas cuatro o cinco versiones de la misma canción, porque todas funcionaban, pero no sabíamos aún cómo iba a ser el sentimiento del álbum. Unas canciones fueron inspirando a otras y así pudimos ir escogiendo qué versiones de las canciones íbamos a usar. Creo que tenemos cuatro versiones de “Runaway Horses”, cinco de “West Hills”, etcétera. Probablemente las lanzaremos más adelante. 

Supongo que también tuvo que ver que por el confinamiento tuvieron más tiempo para crear diferentes versiones de la misma canción...

Sí, tuvimos tiempo para experimentar y encontrar qué versión le acomodaba mejor a las letras. Y había unas muy convincentes, cuando escuchamos todas las versiones dudábamos sobre si estábamos tomando la decisión correcta, ‘¿debimos poner la otra versión?’, pero al final creo que es un cuerpo de trabajo que quedó muy bien. También es bueno tener versiones alternas, incluso para tocarlas en vivo. 

Es genial que algo como esto no hubiera sucedido en circunstancias normales, pero aquí está… 

Exacto, se sintió como el momento correcto para lanzar algo así. 

Dave está de vuelta, ¿cómo fue trabajar con él otra vez? Aunque sé que ahora Mark no estuvo tan involucrado…

Sí, Mark tuvo mucho cuidado, no lo culpo, pero con todo lo del COVID no estuvo muy dispuesto, aunque nos hiciéramos pruebas, usáramos cubrebocas, aún así no quiso arriesgarse. No podemos culparlo por eso. Dave vino al estudio un par de veces, no mucho, pero cuando estuvo fue increíble, fue lindo tenerlo de vuelta. 

Las voces de las personas de Nephi le aportan mucho al disco, ¿cómo fue que tomaron esa decisión? ¿Las personas sabían que era para un disco de The Killers? 

No sé cómo se le planteó a las personas del pueblo, la idea la tuvo Shawn Everett. Cuando mezclábamos el disco estábamos hablando de que se sentía como un documental, así que empezamos a hablar de documentales y Shawn preguntó ‘¿alguien ha escuchado This American Life, de NPR? Ponen una grabadora en un restaurante y después lo reproducen en el radio, es muy interesante, deberían de hacer lo mismo en Nephi, o mejor aún, deberían entrevistar personas’. Nos pareció una gran idea, aunque no podíamos entrevistar a las personas directamente porque las respuestas iban a estar sesgadas, así que mandamos a un profesional a entrevistar a cualquier residente de Nephi sobre el pueblo y cómo era vivir ahí y encontramos algunas joyas. Ya habíamos terminado de masterizar, el álbum ya estaba listo para que lo entregáramos y decidimos poner estos fragmentos de audio porque unen a todo el álbum y lo hacen sentir más como un cuerpo de trabajo más definido, a diferencia de otros álbumes que no tienen una historia. 

¿Cómo se dio la colaboración con Phoebe Bridgers? 

Fue algo de último minuto. Brandon y Phoebe habían hecho una entrevista juntos y creo que fue la primera vez que hablaron y aprendieron el uno sobre el otro. También estaba en el mismo estudio que nosotros, así que su disco estaba por todas partes. De “Runaway Horses” escogimos una versión que sabíamos que tenía que tener otra voz, así que la llamamos, creo que estuvo ahí como una hora, lo hizo increíblemente, super profesional y fue divertido. Es algo bueno de Los Ángeles, que puedes decir ‘¡Necesitamos un arpista!’ y como en 20 minutos alguien estará ahí con una pinche harpa. 

Han estado trabajando los cuatro miembros originales en nuevo material, ¿cierto? 

Sí, tuvimos un poco de tiempo cuando acabamos Pressure Machine. Queríamos agendar tiempo para escribir y para ir al estudio a grabar nuestro octavo álbum, Brandon y yo ya tenemos algunas ideas. Siempre deseamos incluir a Mark y Dave así que se los propusimos, ahora que todos estamos vacunados. Nos reunimos en la casa de Dave, tiene un estudio, estuvimos como una semana. Repasamos algunas ideas y grabamos algunas cosas. Fue lindo poder reconectar, para mí no eran tan importantes las ideas de las canciones, sino poder reconectar, ha pasado mucho tiempo desde que estamos juntos los 4. 

Escucha Pressure Machine aquí:

En este articulo: IG
https://bit.ly/35NuWfi

Te puede interesar

Video